Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Emagazines
Climatización e Instalaciones

Cómo podemos estar preparados para el nuevo posicionamiento del R32 como refrigerante alternativo al R410A para la climatización doméstica

Redacción Interempresas14/10/2019
Ante la necesidad de frenar el uso de gases fluorados de efecto invernadero, la Unión Europea instó a la progresiva sustitución de esto gases por otros con menor impacto medioambiental. Para llevarlo a cabo, el 1 de enero de 2015 entró en vigor la conocida F-Gas que obliga a la sustitución de todos los gases más contaminantes antes de 2030.
foto
analizador digital de refrigeración testo 550 válido tanto para instalaciones de refrigeración como para bombas de calor y que se puede utilizar para 60 refrigerantes incluido el R32.
En este nuevo escenario, los fabricantes han ido apostando por uno u otro refrigerante, aunque a día de hoy todo parece indicar que el R32 se ha convertido en el elegido por la mayoría de las firmas para aplicaciones de climatización doméstica en sustitución del R-410A, a pesar de estar catalogado como ‘ligeramente inflamable’, según el Reglamento de Seguridad en Instalaciones Frigoríficas (RSIF – RD 138/2011), que lo incluye en el grupo L2 (refrigerante de seguridad media por su grado de inflamabilidad).

¿Qué ventajas aporta el R-32 frente a otros refrigerantes?

Entre los beneficios que los fabricantes de climatización destacan de este nuevo refrigerante, se encuentra su mayor eficiencia energética con respecto al tradicional R410A utilizado anteriormente, con un menor impacto sobre el medio ambiente puesto que su índice PCA (Potencial de Calentamiento Atmosférico) es de 675, lo que cumple con el límite establecido para el año 2025 por la Normativa Europea CE 517/2014 -o normativa F-GAS- y lo convierte en un gas más ecológico.

Además, con el R-32 los equipos consumen menos energía y ofrecen mayores ahorros, al precisar entre un 20-30% menos de carga de refrigerante.

El RD-Ley 20/2018: un impulso al R32

El Impuesto sobre los gases fluorados que se aplicó desde enero de 2014 en nuestro país supuso, por una parte, una aceleración en el desarrollo de equipos con refrigerantes alternativos, pero, a la vez, supuso un freno a la actividad de los instaladores frigoristas de nivel 1, que tal y como estaba planteada la legislación, no podían instalar equipos con R32. Sólo los frigoristas de nivel 2 estaban autorizados a hacerlo.

Gracias a la aprobación del Real Decreto -Ley 20/20018 se habilita a las empresas instaladoras RITE y a las empresas frigoristas de nivel 1 a realizar la ejecución, mantenimiento, reparación, modificación y desmantelamiento de las instalaciones de sistemas de refrigeración no compactos (los conocidos splits) que contengan refrigerantes de clase A2l, con un límite de carga de 1842 kg, abriendo el campo de trabajo a mucho más profesionales.

Además, ya no existen diferencias administrativas entre los equipos cargados con R-410A o R-32; dependerá solamente de las cargas de gas de las mismas.

El reto de los instaladores y mantenedores

La apuesta de los fabricantes por el R·32 supone para los instaladores una oportunidad, pero también un reto, ya que su instalación y mantenimiento, sin ser especialmente complicados, tienen una serie de particularidades a tener en cuenta.

Para realizar una correcta instalación es imprescindible disponer de un manómetro y bomba de vacío totalmente compatible con este refrigerante, ya que la presión de este es mayor que la del R410A.

Asimismo, es necesario comprobar que no haya fugas y para ello deben contar también de un detector de fugas certificado para R-32 y evitar así cualquier riesgo de inflamabilidad.

Garantizar la seguridad de las instalaciones

En cualquier instalación debemos garantizar la eficiencia del sistema y su estanqueidad, tanto por asegurar el óptimo funcionamiento, como para minimizar los efectos nocivos al medio ambiente.

Los fabricantes de instrumentación digital se han apresurado a garantizar que todos los equipos sean compatibles con el nuevo refrigerante R32.

Este es el caso del analizador digital de refrigeración testo 550 válido tanto para instalaciones de refrigeración como para bombas de calor y que se puede utilizar para 60 refrigerantes incluido el R32.

El analizador de refrigeración digital testo 550 podrá:

  • Medir de forma rápida y precisa de alta y baja presión con dos sensores de presión con compensación de temperatura; análisis automático de la temperatura de condensación y evaporación.
  • Obtener el cálculo simultáneo del recalentamiento y subenfriamiento, evitando al instalador realizar cálculos manuales que pueden dar lugar a errores y asegurando resultados fiables de forma inmediata.
  • Realizar las pruebas de estanqueidad necesarias para garantizar el buen funcionamiento del sistema.
  • Actualización de los refrigerantes a través de la App.

La conectividad es otra de las ventajas de este equipo, ya que puede conectarse con un smartphone o tablet mediante la App gratuita Testo Refrigeración, disponible tanto para Android como iOS.

Con esta aplicación el instalador/mantenedor puede monitorizar de forma remota la medición: puede comprobar la medición desde su smartphone/tablet, por lo que no tendrá que permanecer en las inmediaciones del analizador de refrigeración (alcance de hasta por lo menos 20 m en campo abierto)

Desde su smartphone/tablet puede seguir la medición con valor numérico y como indicador gráfico de progreso; especialmente útil si al mismo tiempo configura el sistema.

Con esta App los resultados de medición se almacenan (en formato pdf o csv) y se envían directamente por correo electrónico. Si con el smartphone/tablet ha hecho una foto del punto de medición, también puede incluirla en el informe.

Y algo muy útil para cualquier profesional de la refrigeración: con la App, se puede realizar actualizaciones de refrigerante para mantener el analizador digital de refrigeración siempre actualizado o para adaptar la lista de refrigerantes específicamente a sus necesidades.

El analizador de refrigeración digital testo 550 junto con el vacuómetro testo 552 y el detector de fugas testo 316-3 son en la actualidad, 'imprescindibles' para afrontar los nuevos retos a los que se afronta el instalador 4.0.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Smart Doors - IFEMA - Feria de Madrid

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS