Doing business in Spain? Interempresas Media is the key

Promoción de Inversores de Trabajos Agrícolas - Pita, S.L. - Cosechadoras de remolachas

Holmer Terra Dos

Arrancador de remolachas: para una cosecha óptima

Foto de Arrancador de remolachas
Terra Dos de Holmer, empresa distribuida por Pita, S.L., es un arrancador pelador de remolachas que garantiza un trabajo óptimo.

Ambas partes se adaptan al terreno, mientras las ruedas del pelador se pueden ajustar, independientes, de izquierda a derecha y desde el asiento del conductor; quien además tiene una vista óptima de todos los cuerpos de descoronamiento y arranque. La cabina está diseñada para un máximo confort, extremadamente silenciosa, y múltiples accesorios que aseguran la comodidad del conductor.

Es una máquina de profundidad automática; con independencia del lado de trabajo; y con la profundidad de arranque preseleccionable desde el asiento del conductor. Además, el arrancador puede oscilar 200 mm a izquierda o derecha, para aumentar la distancia entre las ruedas y los surcos de remolacha. Asimismo, la distancia entre surcos es a elegir de 45, 48, 50, 55, 60 ó 65 cm.

El pelador por su parte, es de construcción en chapa de acero atornillada, con una guía de profundidad a través de dos ruedas, y palpadoras regulables en profundidad. Está disponible con dos variantes; la BS, con chapa de cubierta revestida de placa de plástico, plato esparcidor plegable y ancho de esparcido regulable; y la JBS, con chapa de cubierta partida, la hoja depositada entre los surcos, el retorno exacto de las sustancias nutritivas y las condiciones óptimas para el mínimo laboreo.

El arranque de remolachas se realiza de frene por la estructura desmoronadiza del suelo, mientras que el pelador desmenuza la hoja. Según se seleccione, se puede esparcir la hoja a lo ancho, para enterrarla con el arado, o se puede cargar directamente a un remolque que marche al lado de la máquina. En condiciones de terreno extremas o con una gran cantidad de malas hierbas, se pueden activar adicionalmente las rejas vibradoras en dos niveles. Además, las remolachas son limpiadas con cuidado y eficacia, gracias a ocho rodillos de caracol, una cinta cribadora y tres soles.

Una vez recogidas, las remolachas son conducidas a la tolva, de 24 m3 de capacidad, a través de un elevador de círculo, y distribuidas de manera uniforme por el sinfín de la tolva. El vaciado de ésta se realiza a través de la cinta de descarga.

La Terra Dos dispone de tres funciones de dirección automáticas, preseleccionables: la variante 1, con la dirección automática a través del palpador de hoja con efecto sobre el eje delantero; la versión 2 con la dirección automática a través de la palpación de las remolachas con el cuerpo de rejas, con efecto sobre el eje delantero; y la variante 3, con la dirección automática a través del palpador de hoja y la palpación de las remolachas, con efecto sobre los dos ejes. Además, la articulación dispone tres modos de marcha, sólo pulsando un botón; marcha rígida, de maniobra o cuidadosa. En la primera, se accionan el eje delantero y trasero, en la segunda, se controla también la articulación a través del volante, y en la marcha cuidadosa, una de las dos ruedas traseras circula entre los surcos de los neumáticos de las delanteras.