El hongo, comercializado por la almeriense Phycoelementa, regenera el suelo y planta cara a los patógenos, evitando el uso de pesticidas

El tricoderma, un microhongo que da una “vuelta de tuerca” al control biológico en cultivos

Anna León19/09/2012
Phycoelementa, una empresa almeriense, ha revolucionado el concepto, hasta ahora conocido, de control biológico de plagas y enfermedades en cultivos agrícolas. “En lugar de controlar la parte del cultivo que crece del suelo hacia arriba, mediante fauna auxiliar, nosotros utilizamos microhongos que regeneran el suelo y actúan, incluso, bajo éste”, sintetiza Ignacio Flores Sánchez, presidente de la compañía. Flores se refiere pues al 'Tricoderma harzianum' un hongo que recubre las raíces, protegiéndolas del ataque de hongos patógenos y favoreciendo el desarrollo de las plantas. Los primeros resultados han sido exitosos en el cultivo del hortícola ‘rey’ en nuestro país, el tomate.
foto
Fase de desarrollo de tricodermas de cereal.

Garantizar ‘cero residuos’ en alimentos y medio ambiente. Ese es el propósito del control biológico de plagas, cada vez más habitual en nuestros campos. Uno de los métodos más habituales es la instalación de fauna auxiliar, aunque ésta tiene sus inconvenientes. El primer escollo es el desconocimiento acerca de cuáles son las condiciones óptimas que precisan estos insectos para habituarse al entorno, y posteriormente, alimentarse de la plaga. Sin embargo, la almeriense Phycoelementa ha dado una “vuelta de tuerca” al control de plagas y patógenos en cultivos agrícolas. “En realidad, cuando se habla de control biológico lo usual es referirse solo a la parte del cultivo que se desarrolla desde el suelo hacia arriba y eso es lo que normalmente se hace con fauna auxiliar. Nosotros utilizamos microhongos para controlar desde la superficie del suelo hacia arriba, pero también por debajo, de ahí que ésta sea una investigación pionera”, explica Ignacio Flores Sánchez, presidente de la compañía. Para ello, se sirven del 'Tricoderma harzianum', un hongo que recubre las raíces de las plantas. El Tricoderma vive en la raíz, protegiéndola del ataque de otros hongos que pueden enfermar a la planta. “Para ello, produce sustancias que atacan al hongo patógeno y, a la vez, favorecen el desarrollo de la planta”.

Un hongo que, desde Phycoelementa, aseguran es capaz de parasitar, controlar y destruir muchos nemátodos que atacan y destruyen una gran cantidad de cultivos. En primer lugar, destacan su uso preventivo en el suelo y su aporte a la regeneración del mismo y, en segundo lugar, su efectividad ante patógenos como 'Fusarium', 'Phytium', 'Sclerotium', etc. “El campo de trabajo de esta investigación –acentúa– es inmenso por la cantidad de microorganismos y el elevado número de aplicaciones, no solo bajo tierra sino también en la parte superior de los cultivos. Lógicamente, iremos ampliando el número de organismos en esta lucha biológica”.

“Cuando se habla de control biológico, lo usual es referirse solo a la parte del cultivo que se desarrolla desde el suelo hacia arriba. Nosotros utilizamos microhongos para controlar también desde la superficie del suelo hacia abajo, de ahí que ésta sea una investigación pionera”
foto
Resultado de la fase de desarrollo en cereal. En este punto se procede al proceso de secado a una temperatura de 25-28°C.

¿Que son los tricodermas?

Se trata de microhongos que se conocen como gran parte de la microbiología actual, desde el invento del nuevo microscopio del siglo XIX que permitió identificar todos estos organismos antes desconocidos. “En la actualidad, nuestra cultura microbiológica es más americana que europea porque este tipo de organismos se están utilizando mucho mas en América que en Europa”, relata Ignacio Flores. Una de las virtudes principales del hongo tricoderma es su versatilidad para adaptarse a todo tipo de condiciones medioambientales, sustratos, cultivos, suelos… “En general la vida es muy parecida para los individuos y los entornos. Normalmente, los hongos viven en situaciones adversas y de ahí su capacidad de adaptación al medio. De hecho, te puedes encontrar que tienes esporas de un producto en un medio y que germinan, únicamente, en el momento oportuno. Por ello, no todas las cepas de micro organismos son iguales y de hecho una parte importante del trabajo consiste en lograr que se adapten al entorno en el que las vas a utilizar”.

Una obtención, desarrollo y preparación sencillos para su aplicación posterior en cultivos

El desarrollo de este hongo, como el de “casi todos”, según el portavoz de Phycoelementa, es tan sencillo como tomar una muestra de suelo y extraerlo del mismo por procedimientos físicos, sembrar después en placa de Petri y purificar el resultado hasta obtener solamente la cepa que se busca. “Una vez se tiene esta cepa es cuestión de multiplicarla, sembrándola en soporte adecuado, que a fin de cuentas son nutrientes del hongo, en unos casos sólidos y en otros líquidos”.

Tras su cultivo, en estas placas, a 24 grados y durante 15 días, se pasa a un recipiente con arroz que favorece su desarrollo. Ahí, el compuesto se conserva durante 15 días más, y posteriormente, se seca. El resultado se aplica disuelto en el agua de riego, aunque resulta más eficaz si se añade a la semilla antes de proceder a su siembra en semillero. “De esta forma, se consigue que el hongo se desarrolle a la vez que lo hace la raíz, con lo que la protección es máxima”, puntualiza Ignacio Flores.

Junto a su función hiperparasitaria, el tricoderma acelera el crecimiento celular, pero además ejerce otras repercusiones beneficiosas. Las plantas tratadas con este hongo, junto con el fertilizante MASH (a base de microalgas como la espirulina con oligoelementos),obtienen unos frutos con mayor cantidad de azúcares, tamaño más uniforme y piel más resistente, tal y como informan desde Phycoelementa.

foto
Tras el proceso de secado, se procede a triturar el cereal con el hongo. De ahí se obtiene esta harina que es la que se aplica.

Eficaz incluso en terrenos con alto contenido en pesticidas y agentes químicos

Algunas especies de microhongos pueden vivir en entornos que les son hostiles, con alto contenido en pesticidas y agentes químicos. Cuando se habla de hostilidad química, ante organismos vivos, y según el directivo de Phycoelementa, queda claro que los productos químicos no son muy beneficiosos para estos, ya que una parte considerable de los mismos perjudica al suelo y a los organismos vivos que se hallan en él. Por lo tanto, si se emplea la lucha biológica en el suelo, de modo que se reduzca el uso y consumo de pesticidas y fertilizantes minerales, se contribuye a regenerar la vida del suelo. “Y esto es lo que pretende todo buen agricultor. Ello unido a la rotación de los cultivos que tan bien conocen, les va a servir para que el suelo permanezca vivo”.

En la actualidad, estos hongos se hallan en fase de comercialización. La empresa almeriense ha llevado a cabo una primera etapa de ensayos en laboratorio, una segunda fase en parcelas relativamente pequeñas de cultivos varios y ya han lanzado el producto al mercado. “Aunque en biotecnología los costes son altos también hay que valorar que las personas y el conocimiento son más importantes que el inmovilizado material. Así, para una producción y comercialización a gran escala de este hongo tan solo necesitaríamos contar con la colaboración de alguna distribuidora de este tipo de productos, algo que gestionamos en estos momentos”.

Ambos proyectos, el empleo del hongo tricoderma como el del biofertilizante Mash, a base de microalgas por hidrolisis enzimática limpia que se puede utilizar en agricultura intensiva, extensiva normal y ecológica, coinciden con la puesta en marcha de una planta de biofertilizantes sobre suelo cubano. “Esto nos supone un espaldarazo comercial, ya que implantamos una empresa de biotecnología en un país tan rico en conocimientos biotecnológicos como la República cubana. Ello permitirá a los dos socios (Phycoelementa y la empresa cubana Labiofarma) vender biofertilizante en Sudamérica”.

foto
Ignacio Flores Sánchez, presidente de Phycoelementa.

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Brassica2017Agroexpo Feria Internacional del 25 al 28 de enero de 2017- Don Benito BadajozSECH -Sociedad Española de Ciencias HortícolasSECH- XIV Jornadas del grupo de horticultura - II jornadas del grupo de alimentación y salud - III Jornadas de fresón Almería 21-23 febrero 2017Jornadas Interempresas - Transfiriendo conocimiento - Próximos eventosSeipasa, Terrasei rentabiliza tu programa nutricional Kynetic 4 - Optimiza floración y cuajado - Multisei, la base de tu fertilización- Seiland, refuerza el sistema radicular contra los problemas de raíz

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS