Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
Confianza, solidaridad y posguerra

Respuestas desde nuestro sector

Mariano Winograd10/10/2003

Se propone la discusión de una serie de reflexiones desde la óptica sectorial que procuran expresar una opinión ojalá válida sobre el contexto general. 
Opinión publicada en Horticultura 169, junio 2003.

Concebí esta reflexión durante la guerra de Iraq, hoy resuelta en su aspecto beligerante aunque no en todo lo demás. Viendo el mundo desde nuestra aldea latinoamericana, resultó sorprendente la posición francamente minoritaria del presidente español Sr. Aznar, quien tal vez así como Mr. Blair, asumió el antipático rol, de articular intereses continentales de carácter antagónico. En cualquiera de los casos, y con la posibilidad que el proceso de globalización concede, me atrevería a proponerles un conjunto de reflexiones que desde la óptica sectorial, procuran expresar una opinión (ojalá válida) sobre el contexto general.


Juan Carlos Zembo (programa hortícola del INTA - Argentina), planteaba oportunamente que, si a lo largo de la historia el hombre ha debido acudir al microscopio para conocer lo imperceptible y al telescopio para descifrar lo lejano, hoy resulta necesario concebir el "macroscopio", elemento conceptual que nos permita entender el conjunto sin perdernos en el detalle.


Imaginemos a Isabel y Fernando, en oportunidad de la conquista de Granada. Mientras la madre de Boabdil, le espetaba la frase acerca de no haber sabido defender lo propio, es imaginable que los reyes católicos se plantearan aspectos más concretos. Éstos  habrán consistido fundamentalmente en el sostenimiento de la producción, la economía, la salud y la reconstrucción de la paz; en aquel medio ajeno caracterizado por una cultura muy distinta (por entonces más desarrollada que la castellana). Si bien Andalucía no constituía la potencia hortícola que resultó a la postre, pues faltaban aún algunos días para el descubrimiento de América y varios siglos para que el tomate, la patata y el pimiento se convirtieran en el soporte del desarrollo sectorial actual, presentaba notable desarrollo cerealero, frutícola y ganadero, basado en el uso inteligente del agua


La audacia española permitiría incorporar otra experiencia biotecnológica, pues el cultivo irrigado de maíz y hortalizas, base de la cultura azteca, inca y maya, constituiría el legado de América a la humanidad. Cien años después España constituiría el centro del poder económico y cultural europeo, en un proceso que se caracterizó por lo efímero...su base era el oro y no la horticultura.


Si el análisis histórico es válido para entender el presente, podemos sostener que la victoria castrense de EEUU sobre el Iraq no constituye la batalla relevante que no se concreta mediante tiros en el desierto babilónico sino en otro ámbito.
A mi modesto criterio este consiste en trabajar por la inclusión de los marginados, una de las principales fuentes de la desatada violencia que nos azota; así como en sintetizar elementos culturales propios y ajenos, para un ciclo de civilización más justo y equilibrado que el reciente.


Uno de los riesgos más recurrentemente agitados durante la gestación y desenlace del conflicto medioriental ha sido el vinculado con la seguridad alimentaria.
Tras una primera ronda de alarmas relacionadas con ántrax, botulismo y otras amenazas biológicas por el estilo; el escenario no se ha calmado sino que permanece en tensa expectativa. Las recientes normativas establecidas por los EEUU anuncian una severísima política de restricción aduanera en pro de la inocuidad, establecida ya con una carácter de seguridad nacional.


Si de 1945 a la fecha el liderazgo de los triunfadores logró instalar el desarrollo equilibrado y terminó con la pobreza en Europa, lamentablemente no lo logró en otros continentes. En América Latina, por ejemplo seguridad alimentaria implica otro concepto, ya que se aplica a la resolución de problemas vinculados con el hambre, la nutrición y las enfermedades sociales. Aún reconociendo sus distintas acepciones a ambos lados del Ecuador, la nueva postguerra implicará una toma de conciencia en la materia.


Frutihorticultura significa paz, pues se fundamenta en: trabajo, salud, alimentación, comercio, y cultura. En síntesis es una de las formas virtuosas de vínculo de los hombres entre sí y con su ambiente.


España y la América Latina, tienen un rol protagonista a jugar en la materia, sin aislamiento pero sin subordinación; también nosotros como nuestros coterráneos árabes tenemos una serie de aspectos pendientes cuya resolución urge para un futuro mejor.
Construyamos confianza en nuestros productos mediante la sinergia en la acción sectorial, y trabajemos en pro de la solidaridad vinculando nuestro esfuerzo con las prioridades de los pueblos.


La humanidad lo necesita.

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Seipasa, Terrasei rentabiliza tu programa nutricional Kynetic 4 - Optimiza floración y cuajado - Multisei, la base de tu fertilización- Seiland, refuerza el sistema radicular contra los problemas de raízBrassica2017SECH- XIV Jornadas del grupo de horticultura - II jornadas del grupo de alimentación y salud - III Jornadas de fresón Almería 21-23 febrero 2017Agroexpo Feria Internacional del 25 al 28 de enero de 2017- Don Benito BadajozJornadas Interempresas - Transfiriendo conocimiento - Próximos eventosSECH -Sociedad Española de Ciencias Hortícolas

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS