Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Se trata de una estrategia más competitiva que permite producir más fruto durante más tiempo y abaratar los costes

Rijk Zwaan apuesta por ciclos de largo recorrido para el pimiento

Tatiana Díaz15/04/2011

15 de abril de 2011

En el marco de la XVI edición de Expoagro la empresa de semillas Rijk Zwaan presentó su apuesta decidida por un ciclo largo en el cultivo del pimiento, basándose en la presentación de una nueva estrategia competitiva. Alberto Domingo, delegado de la zona Poniente-Este de RZ en España, fue el encargado de ilustrar las ventajas de este proceso innovador. Según señaló Domingo, hace veinte años un ciclo largo era impensable. Sin embargo, los agricultores desde tiempos pasados vienen reclamando ciclos cuanto más largos mejor. Si bien es cierto que se ha conseguido con algunas especies como el tomate o la berenjena, no parecía factible lograrlo con el pimiento.
Domingo se centró en los posibles ciclos de vida de una plantación de pimiento, explicando cada uno de ellos: corto, medio y largo, con sus ventajas e inconvenientes. En lo relativo al ciclo largo, desde Rijk Zwaan consideran que las ventajas del mismo son cuantiosas y muy beneficiosas para los agricultores. En primer lugar, el ciclo tardío supone unas condiciones más favorables, ya que al plantarse después del verano, las temperaturas son menos agresivas. En diciembre, cuando comienza la maduración de los frutos, la temperatura máxima es de 18 °C y las condiciones de humedad entorno al 80%, lo que permite aprovechar un último cuajado entre febrero y marzo. En cuanto al tiempo de cuajado en los diferentes ciclos, desde RZ señalan que mientras que el ciclo corto presenta su cuajado entre julio y noviembre, el medio lo hace entre agosto y diciembre, y el ciclo tardío va desde noviembre hasta marzo, pudiendo aprovechar el cuajado en los primeros meses del año.

Sin duda, otro factor a tener en cuenta es que con el ciclo tardío se logra una planta muy vigorosa cargada hasta diciembre. Este ciclo permite al agricultor tener fruto durante toda la campaña, siendo el último mes del año el más propicio, ya que según las condiciones climáticas del invierno se produce el cuajado perfecto para llegar incluso al mes de marzo. Según Domingo, este es el motivo principal por el que el agricultor aguanta el primer cuajado de pimiento en rojo.

foto
Alberto Domingo, delegado de la zona Poniente-Este de Rijk Zwaan en España.
Según todas estas premisas, desde Rijk Zwaan aconsejan el California Rojo ‘Acorde RZ’ para ciclos largos, un fruto que permite una producción de largo recorrido, y que se aguanta muy bien en rojo en la planta, lo que hace posible una mejor regulación en meses de calor. Esta planta proporciona un fruto uniforme, que se corta en verde entre los meses de enero y febrero, recogiéndose ya rojo en el mes de marzo e incluso en abril.

En definitiva, las ventajas del ciclo largo del pimiento permiten una producción de larga duración con un único cultivo por año, lo que supone un ahorro considerable en los costes que supone cultivar de nuevo en primavera. Este ciclo largo puede transplantarse en el mes de julio, finalizando el cultivo en abril. Además de tener mayor disposición del fruto durante más meses, se consigue reducir el precio del mismo, ya que a mayor producción se reduce más el precio por kilo. Más fruto durante más tiempo y más barato, según RZ, sin mermar la calidad del producto.