Posicionamos su web SEO / SEM
La pre-impresión del futuro

La evolución de la tecnología Directo a plancha

Maite Robles14/04/2010
Con solo unos diez años de andadura la tecnología Directo a plancha (CTP, por sus siglas en inglés) avanza y ofrece nuevas soluciones que mejoran sus características iniciales. Así, recientemente ha surgido una evolución del CTP denominada iCTP que potencia sus cualidades y resuelve algunos de sus puntos débiles.

Los procesos digitales de pre impresión han avanzado a un ritmo muy alto y la tecnología es el aliado ideal para los impresores que buscan la reducción de costes y, por qué no, el cuidado por el medio ambiente. El sistema CTP nació con unas ventajas obvias frente al método tradicional de generación de planchas por la reducción de tiempo y costes. Pero la tecnología no deja de avanzar y ya existe un nuevo sistema, llamado iCTP, que mejora las características del sistema del ordenador a la plancha al no requerir de emulsiones porque la imagen se fija mediante calor.

Desde un principio, los resultados que aportaron los equipos CTP frente a los métodos tradicionales supusieron unas mejoras en el color, el detalle y la calidad de las imágenes, además de reducir el tiempo de alistamiento de la prensa, el número de copias desperdiciadas en el arranque y también el consumo de tinta. Así, frente al sistema convencional de producción de planchas, los sistemas CTP se posicionaron como una manera de reducir costes en el proceso de producción.

Una ventaja obvia del CTP es la eliminación de película, revelador y fijador. Sólo con este ahorro se amortiza la inversión inicial en este tipo de equipos. Además también se ahorra en desperdicios de papel y tinta. Y en el caso que se tenga que repetir una plancha, solamente una del juego de 4 colores necesita ser reemplazada. Los ahorros en impresión también son notables porque las planchas CTP requieren menos agua (hasta un 20% menos), lo que mejora la manipulación del papel y reduce el tiempo, y limpian más rápido que las convencionales. Debido a la automatización del proceso la mano de obra que se necesita también es menor y con la rapidez del mismo se consigue aumentar la producción de manera considerable. La eliminación de película ahorra hasta 10 minutos por plancha. Además, ya no hay necesidad de recoger la película manualmente de la fotocomponedora para exponer una plancha. La repetición de planchas es más rápida y, con la consistencia del CTP, si una plancha es reemplazada en un juego de 4 colores, el registro todavía será perfecto.

Aún con todo esto, la producción de planchas sigue empleando productos químicos ya sea mediante exposición convencional o mediante láser CTP. Por eso, el fabricante de planchas CTP, para empresas como Agfa, Fuji, Kodak y Heidelberg, Glunz & Jensen ha desarrollado una tecnología que permite beneficiarse de las ventajas que proporciona una plancha digital, y al mismo tiempo, acabar con los inconvenientes de los procesos de revelado convencionales y sobre todo con productos químicos. Este nuevo sistema lo bautizaron como iCTP PlateWriter y destaca por la eliminación de los residuos contaminantes en el proceso y la reducción del consumo de energía.

Ventajas iCTP

En el proceso tradicional se utilizan planchas de aluminio que han sido recubiertas de una capa sensible térmicamente o a una determinada luz. Utilizando esa fuente de luz UV o un sistema CTP térmico se sensibiliza parte de la emulsión que recubre la plancha de aluminio, permitiendo que mediante un revelado químico o lavado se retire la emulsión que no necesitamos. Este proceso requiere químicos y produce residuos contaminantes. Sin embargo, el iCTP, según Envol Graphic, empresa que lo comercializa, ha sido desarrollado para evitar esto y usa la tecnología inkjet para generar las áreas de imagen sobre las planchas sin necesidad de emulsiones pre sensibilizadas. La imagen se fija a la plancha de aluminio mediante calor. Todo esto significa que no es necesario retirar la emulsión sobrante y por tanto no requiere de procesado o químicos. El iCTP produce planchas sin procesado, sin residuos, sin coste de reciclaje y con un bajo consumo energético.

No hay que olvidar que el iCTP Platewritter nace como respuesta a las necesidades de pequeños y medianos impresores que no disponen de recursos para acceder a un sistema CTP convencional. Son de fácil manejo y con diferentes formatos. Así, desde en Envol Graphic explican que un PlateWriter 2400, con un formato máximo de 619 de 785 podría producir planchas desde un B4 Heidelberg TOK hasta un B2 SpeedMaster 74 sin modificaciones o ajustes. El PlateWriter 2000 ofrece una flexibilidad similar pero obviamente con formato máximo menor. Esta flexibilidad proporciona al pequeño impresor una solución para todos sus formatos de impresión con un solo sistema. Todo con tecnología inkjet, sistema de bajo coste, libre de procesado y químicos, con un mínimo mantenimiento.

foto
iCTP PlateWriter 2000.

Una solución asequible para formatos menores

Dentro del sistema CTP ‘convencional’, los impresores comerciales y departamentos internos que utilizan máquinas de pequeño formato pueden recurrir a las soluciones de los equipos Presstek DPM Pro 400 que ofrece formatos más grandes y una importante reducción de uso de productos químicos con su grabadora de planchas CTP de poliéster. Esta máquina produce planchas de poliéster de alta resolución, de entre 9 pulgadas, ideales para tarjetas de visita, y más de 16 pulgadas, un ancho mayor para imprimir en formato horizontal. Utiliza dos tercios menos de producto químico que otras alternativas del mercado. Ofrece la posibilidad de producir hasta 78 planchas por hora a 1.200 dpi y la primera de ellas está lista en dos minutos.

Otras novedad tecnológica de Kodak

Los equipos CTP Kodak Trendsetter disponen de un cabezal de filmación térmica Kodak Aquarespot con autofocus y compensación térmica. En algunas configuraciones proporciona un 25% más de potencia que versiones anteriores, así permite una filmación más rápida de las planchas sin procesado. Además estos CTP proporcionan altos niveles de estabilidad de proceso, exactitud, repetibilidad y calidad a precio asequible. Una de sus cualidades destacadas es el ahorro de costes gracias al menor número de repeticiones y la reducción del tiempo dedicado a ajustar variables. Los equipos que Kodak ha mejorado son los Trendsetter 400, News, 800 y NX. Los dos primeros disponen de la opción de descarga automática de las planchas a la procesadora. Además, todos los modelos han reducido su tamaño entre un 20 y un 30%.

foto
Kodak cuenta con una extensa gama de equipos CTP.

Innovación en planchas CTP

Las compañías doblan sus esfuerzos para competir y ofrecer las mejores planchas con novedosos sistemas que mejoran la rapidez y resultados de las impresiones. De esta manera, los departamentos tecnológicos testan cada vez más planchas con diferentes sensibilidades que se adecuen al máximo de fabricantes. Por ejemplo, la empresa Aserprint comercializa unas planchas térmicas y UV que ofrecen buenos resultados en cualquier tipo de CTP. Su nombre es Huaguang, fabricadas en China y certifican su calidad con el ISO 9001:2000. Por otro lado, Cyan distribuye los productos de Fujifilm en España y con su plancha Brillia HD Pro V materializa su inversión en I+D. La plancha combina un procesado sin químicos con el bajo coste de la impresión violeta. La plancha térmica positiva con revelado de Hartmann Unilith Coral Thermal PLate se ha diseñado para equipos CTP con sensibilidad al diodo láser infrarrojo para medias y largas tiradas y sin prehorneado, sin trama estocástica y con resoluciones de hasta 3.200 dpi. Una plancha que compite en características con la Arte IP-21 de Ipagsa, aunque esta se puede utilizar en equipos de grabación con tambor interno, externo o superficie plana. En la misma línea, la plancha térmica positiva de Lithoplate, CTP-A térmica ofrece tirajes de más de 100.000 impresiones sin horneado y es compatible con la mayoría de los reveladores existentes.