La Asociación de Criadores de Raza Pajuna entra en Feagas para integrarse en una estructura mayor que trabaja por la defensa de las razas puras

10/07/2014

10 de julio de 2014

La Asociación de Criadores de Raza Pajuna se ha convertido en nuevo socio de la Federación Española de Asociaciones de Ganado Selecto (Feagas), tras aprobarse su solicitud de ingreso en la pasada Asamblea celebrada por la Federación.

“Nosotros defendemos la idea del cooperativismo y de todo lo que sea y signifique integrarse en mayores estructuras, cooperar y asociarse en estructuras mayores, bienvenido sea”, afirma Alfonso Luque, secretario ejecutivo de la Asociación. “Además –añade- defiende las razas puras, aporta los contactos institucionales con los que toda asociación debe contar y Feagas es un interlocutor muy válido con el Ministerio”.

La Pajuna es una raza catalogada en el grupo de Razas en Peligro de Extinción, y en la actualidad cuenta con 700 hembras reproductoras repartidas en 35 explotaciones, exclusivamente por la montaña de Andalucía y en Ciudad Real. “El momento actual de la raza, en cuanto a su existencia, no es bueno, pero tampoco para estar asustados. El censo se mantiene constante en los últimos años y no se teme por su desaparición porque esta raza aprovecha al máximo las fincas de mala calidad, sobre todo las de alta montaña. La rusticidad de la raza es máxima. Su mayor ventaja es que dónde está la raza Pajuna, no hay otras razas”, comenta Alfonso Luque.

La Pajuna, según el archivo de Feagas, se considera raza de carne-trabajo, presentando los siguientes tipos comerciales. Por un lado, el ternero pastenco, de 150 a 170 Kg. de peso vivo a los 5-7 meses de edad, que es considerado el producto típico de la vacada de montaña. Por otro, en la zona del litoral la producción oscila desde el ternero lechal al añojo, e incluso al novillo. Cada vez es más reducida su utilización como animal de trabajo.

El sistema de explotación es el extensivo, caracterizado por el pastoreo permanente sin más recursos que los que proporciona el campo, exceptuando el ganado que se encuentra en la zona costera. Se desenvuelve, principalmente, en la montaña seca, de climatología adversa y vegetación de escaso valor nutritivo. Resalta la extraordinaria rusticidad y sobriedad de estos animales. En ocasiones, está obligada a buscar la subsistencia en lugares más próximos donde la alimentación es más favorable, por lo que en invierno se desplazan muchos de sus efectivos a Sierra Morena (trashumancia horizontal).

En el aspecto reproductivo, hay que señalar su periodicidad sexual algo tardía, apareciendo su primer celo hacia los 20-22 meses de edad. La cubrición se hace en libertad, procurando siempre que los nacimientos no tengan lugar en la época de trashumancia o próxima a ésta.

Las vacadas de cría extensiva tienen un particular mercado para yuntas como animales de trabajo.

foto
Vaca Pajuna

Empresas o entidades relacionadas

Federación Española de Asociaciones de Ganado Selecto

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Cimag abanca gandAgro 26-28 enero 2017Figan 2017- Fima Ganadera - 13ª Feria internacional para la producción animal 28 - 31 de marzo Zaragoza (España)

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS