Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
El estadio Santiago Bernabéu sirvió de escenario para dar a conocer las novedades presentadas

Legrand presenta sus soluciones en luminarias de emergencia

Ricard Arís19/04/2011

15 de abril de 2011

La sostenibilidad ha penetrado en todos los estamentos y sectores y la iluminación no es una excepción. Las soluciones en iluminación de emergencia que Legrand presentó el pasado mes de febrero en Madrid pretenden ser, según sus organizadores, una apuesta por la eficiencia energética.

El acto, que reunió a periodistas, ingenieros y arquitectos, sirvió para dar a conocer lo que han denominado como “la solución más completa en luminarias de emergencia”. El acto fue presentado por Corrado Franchi, director general de la compañía en España, quien destacó la apuesta de Legrand “por mejorar y ofrecer soluciones óptimas para todos los públicos y sectores”.

foto
Corrado Franchi, durante su intervención en la presentación en el Santiago Bernabéu.

Además el evento contó con la inestimable presencia del doctor Ramón San Martín Páramo, que ofreció una conferencia titulada ‘La Dimensión Tiempo en la Eficiencia Energética’. A lo largo de su presentación, el doctor San Martín realizó un análisis crítico de la reglamentación actual (CTE/REEIAE) y exploró las oportunidades de negocio.

Apuesta por la eficiencia energética

En la presentación de Corrado Franchi se explicó que las soluciones presentadas se rigen por los más estrictos estándares legales que las normativas europeas y españolas exigen. De esta forma, cumplen la directiva europea sobre el comportamiento energético de los edificios y la relativa a la eficiencia energética de los mismos. A la vez, a nivel nacional, cumplen los decretos legislativos obligatorios sobre el rendimiento energético de los edificios y todas las normas de instalación y fabricación. Por todo ello, los productos de Legrand han obtenido la homologación en el Laboratorio Oficial de Electrotecnia (LCOE).

Por otro lado, se dejó claro también que “en el sector terciario el 22% de la energía total del edificio se consume en iluminación. Con la finalidad de racionalizar este consumo excesivo de energía y sus elevados costes, el Grupo Legrand ofrece un nuevo sistema de gestión eficiente de la iluminación: Gestión de la Iluminación. Se trata de un sistema que permite, con sus diferentes soluciones, dar cumplimiento a los requisitos de iluminación de las más variadas estructuras”.

foto
Una muestra de las soluciones Legrand presentadas en Madrid.

La Gestión de la Iluminación permite, explicó Corradi, “desde la gestión de una sala hasta un edificio entero, lo que supone un amplio abanico de posibilidades adaptadas a cualquier necesidad y cualquier presupuesto. Todo ello con el fin de conseguir la mayor funcionalidad y ahorro energético y económico”.

Los nuevos sistemas Legrand garantizan:

- Eficiencia energética: Evita el derroche de energía mediante la activación inteligente de las luminarias, garantizando la cantidad de luz necesaria en el momento preciso y en el lugar necesario.

- Confort y bienestar: Incrementa el confort y el bienestar del usuario en el puesto de trabajo y reduce la fatiga visual.

- Gestión de escenarios: En determinados contextos, el objetivo fundamental de este sistema es la creación de efectos de luz especiales, ya sea para destacar la arquitectura del lugar o para satisfacer determinadas exigencias.

- Máxima flexibilidad: El sistema puede adecuarse a las frecuentes variaciones que son características de los ambientes de oficinas sin necesidad de modificar el cableado de la instalación.

- Mantenimiento eficiente: El sistema prolonga la vida útil de las lámparas utilizando niveles de encendido inferiores al 100% y aprovechando de forma más homogénea todas las fuentes luminosas. La Gestión de la Iluminación permite además monitorizar las horas de vida útil de las lámparas y programar las intervenciones de mantenimiento usuales.

Tres tecnologías eficientes

La gestión de la iluminación cuenta con tres posibles tecnologías distintas para saber en qué momento debe encender la iluminación y cuándo debe apagarse. En primer lugar, un sistema de infrarrojos pasivos: Se activa ante la presencia de fuentes de energía en la banda del infrarrojo, como cuerpos humanos en movimiento. Para una función correcta y eficaz los sensores debe tener un campo libre de obstáculos en su área de cobertura.

foto
El doctor Ramón San Martín Páramo, ofreció una conferencia sobre ‘la dimensión tiempo en la eficiencia energética’.

En segundo lugar, un sistema de ultrasonidos: Emiten ondas sonoras que chocan y rebotan contra los objetos del espacio de su radio de actuación. El sistema miden el tiempo que tardan en volver y cuando hay algún movimiento en el ámbito que abarcan, las ondas sonoras llegan con diferentes longitudes de onda, de modo que los sensores interpretan que hay personas en el espacio y activan las luminarias (o los sistemas vinculados). Es un dispositivo diseñado para lugares con obstáculos.

La gestión de la iluminación abarca desde una sala hasta un edificio entero

Finalmente, la llamada doble tecnología: Los sensores usan las dos tecnologías precedentes. Suponen, según fuentes de la compañía, “la máxima flexibilidad de uso en lugares donde las exigencias de detección varían a lo largo del tiempo”.

Funcionalidad para varios tipos de ambiente

Las soluciones de Legrand han sido diseñados para aplicarse en ambientes distintos como oficinas, donde puede racionalizarse el encendido y apagado en función de la presencia de personas y la regulación ofrece un elevado confort visual a la vez que genera una mayor eficiencia energética. También en actividades comerciales, en la que la regulación lumínica permite crear ambientes ideales para las compras, resaltar los productos expuestos y aumentar la eficiencia energética.

foto
Algunas de las soluciones Bus de Legrand.

También puede utilizarse en centros de enseñanza, ya que permiten ofrecer un confort visual y proporcionar una mayor atención del alumnado. La programación horaria también permite evitar gastos inútiles de energía. Otro lugar pensado para este tipo de tecnología son los lugares de paso, es decir, zonas de paso frecuente como pasillos, aseos, huecos de escalera, etc. se puede gestionar automáticamente su encendido y apagado, ya que la presencia del usuario es efímera y está poco predispuesto a encender y apagar la luz.