Email marketing en Interempresas
La cadena de bricolaje crea 60 puestos de trabajo en la capital balear

El Grupo Kingfisher llega a las Baleares con un centro Brico Depôt en Palma de Mallorca

Redacción Interempresas08/03/2013
El Grupo Kinsfisher, tercer grupo a nivel mundial en el sector del bricolaje y la construcción, integrado por las firmas Brico Depôt, B&Q, Castorama, Screwfix Direct, Koçtas y Hornbach, abrió sus puertas el pasado 27 de febrero una nueva tienda Brico Depôt en Palma de Mallorca, la número 20 en España y la primera en las Islas Baleares.
foto
El nuevo establecimiento de Brico Depôt, situado en el polígono comercial de Levante, cuenta con una superficie total de 7.545 m2.

En colaboración con el Ayuntamiento de Palma, Brico Depôt, galardonada por tercera vez con el Best Place to Work, ha llevado a cabo un proceso de selección para ofrecer 60 puestos de trabajo en la capital balear, la mayoría de ellos de carácter indefinido.

El nuevo establecimiento de Brico Depôt, situado en el polígono comercial de Levante, cuenta con una superficie total de 7.545 metros cuadrados, que se divide en un área de venta interior (5.528 metros cuadrados), otra exterior (2.017 metros cuadrados) para los materiales de construcción y una zona de aparcamiento exclusiva para sus clientes con capacidad para 301 vehículos.

La nueva tienda de Brico Depôt de Palma, contará con 9 secciones de venta en las que se podrán encontrar más de 10.000 referencias de productos de cerámica, ferretería, baño, herramientas, electricidad, pintura, madera, carpintería y construcción.

Brico Depôt llega a la capital de Islas Baleares para presentar su concepto ‘tienda-almacén’. El compromiso de Brico Depôt es ofrecer a sus clientes productos a los mejores precios del mercado, siempre disponibles y en grandes cantidades. El objetivo es que los habitantes de Palma puedan mejorar sus hogares a precios muy competitivos. Otro concepto innovador que presenta Brico Depôt en Palma de Mallorca es su sistema de ‘Descargas’: unidades de producto limitadas disponibles a precios increíbles por un determinado período de tiempo.

foto
Brico Depôt llega a la capital de Islas Baleares para presentar su concepto ‘tienda-almacén’.

En línea con la filosofíca de la empresa, Brico Depôt se compromete siempre con el entorno donde asienta sus establecimientos, ya que es una empresa global que trabaja a nivel local. Por ello, a través de su ‘Política de Responsabilidad Social Corporativa’, lleva a cabo distintas iniciativas que favorecen al entorno de sus tiendas y a su comunidad. La firma se caracteriza por la diversidad y la facilidad de integración de su plantilla, ya que a través de su política de recursos humanos se esfuerza por crear un entorno de trabajo que fomente la motivación y la proximidad. El éxito de la compañía se debe en gran parte a su capital humano, ya que el objetivo de Brico Depôt es que empleados sean un actor principal y participen activamente en la gestión de la tienda y sus resultados.

La firma de bricolaje y construcción, que cuenta con 20 tiendas en España, inaugura su primer establecimiento en Las Islas Baleares