Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Canales Sectoriales
Estaciones de Servicio
Alvic y Gunnebo colaboran en la comercialización de Alvic SafePay

El éxito tras sumar esfuerzos

Redacción Interempresas27/01/2021

A pesar de que el resultado de la suma siempre es positivo, no es frecuente que esa conjunción de energías y saberes se produzca en el mundo empresarial con la frecuencia deseada. Las habituales suspicacias que suscitan las colaboraciones suelen hurtar a los posibles usuarios soluciones eficaces. Por suerte, hay excepciones a esta realidad, como atestigua la colaboración que han alcanzado Alvic y Gunnebo para comercializar Safepay, que la compañía catalana distribuye bajo la denominación de Alvic SafePay.

foto

Este acuerdo se firmó hace tres años, explica Jaume Tomás, Sales Area Manager Cash Management en Gunnebo, quien muestra su deseo de que la colaboración entre ambas compañías “se alargue en el tiempo”, apunta que “aunque Gunnebo tiene establecidos diferentes acuerdos de colaboración con otras compañías del mismo sector de actividad, Alvic es el mejor socio colaborador y el más implicado en este proyecto para el desarrollo de este tipo de soluciones”.

Para aquellos lectores que desconozcan qué es y qué funciones puede realizar el Alvic Safe Pay, fuentes de la compañía al frente de la cual se encuentra Jaume Arcarons apuntan que Alvic SafePay “es la solución más segura para controlar y proteger el volumen de efectivo que se maneja diariamente en las estaciones de servicio. Además de aumentar la seguridad, el control y la eficiencia, supone un ahorro de tiempo, ya que se reduce el tiempo de cobro y la devolución de cambio y desaparece el tiempo invertido en realizar los cambios de turno. Este cajón automático elimina los errores de caja y descuadres, verifica la autenticidad de billetes y monedas y evita que el efectivo sea manipulado por los miembros del personal”. Además, desde la empresa con sede en Centelles, Barcelona, se añade que “el control total sobre el punto de venta se puede conseguir gracias a la integración con el sistema Alvic Octan Pos, el programa de gestión de ventas de carburante y de tienda”. 

foto
El Alvic Safe Pay permite la apertura y el cierre inmediato de la caja, por lo que “no se pierde tiempo preparando el puesto, ni cuadrando las cajas diarias”.

Muchas utilidades

Además de las ventajas que aporta este sistema desde el punto de vista de la salud, al reducir el contacto con el dinero en efectivo, Alvic Safe Pay aporta otros beneficios a la gestión diaria en las estaciones de servicio. Desde la compañía catalana se detalla que “el beneficio más inmediato es el control total del efectivo existente en el cajón automático, ya que el sistema permite consultar cuánto hay en cada momento. Esto incide en unos cambios de turno inmediatos, evitando el recuento de efectivo en este proceso. Tanto empleados como Dirección están encantados con este punto”. Además, el sistema “también limita los errores humanos, proporciona velocidad en el proceso de pago evitando colas, optimiza el proceso de dar cambio, controla los billetes y monedas falsos…”.

Tomás, por su parte, enumera las principales ventajas que este sistema aporta: “permite redefinir los procesos en tienda relacionados con el manejo del efectivo para mejorar la eficiencia, el control y la seguridad”; al permitir la apertura y cierre inmediato de la caja, “no se pierde tiempo preparando el puesto, ni cuadrando las cajas diarias”. Además, “se eliminan los errores de caja, detecta moneda falsa y desaparecen los descuadres y se “evita el estrés de los empleados y mejora el clima laboral”. El Sales Area Manager Cash Management en Gunnebo, continúa, y cita la supresión de los arqueos parciales al cambiar de turno con el consiguiente ahorro de tiempo; la “considerable” reducción del tiempo de cobro y devolución de cambio, que el expendedor puede ofrecer a los clientes “sin ningún tipo de restricción”. Finalmente, añade la segura retirada de la recaudación de línea de caja al back office y la reducción del riesgo de atraco, puesto que “el empleado no puede manipular el efectivo”.

Tomás subraya que los equipos informáticos de Alvic y Gunnebo “trabajan conjuntamente en la integración de OctanPos y SafePay consiguiendo que estas dos plataformas estén unidas al igual que cualquier otro periférico. Desde OctanPos se pilotan todos los servicios que pueda necesitar una estación de servicio, incluida la gestión del efectivo, así hace más fácil la gestión del expendedor.

foto

"Curiosamente”, relata Jaume Tomás, Sales Area Manager Cash Management de Gunnebo, “nuestros clientes están situados más a nivel comarcal y en carretera y menos en grandes ciudades, tal y como podría esperarse”.

Un socio 360º

 

Desde su fundación en 1986 Alvic ha acumulado “una amplia experiencia, desarrollando e integrando soluciones para estaciones de servicio y, en el momento actual, ya supera los 3.500 clientes en la Península Ibérica. Nuestro proceso de escucha nos permite dar solución a miles de operativas, cambios legislativos y mejoras de gestión, que incorporamos sistemáticamente en nuestros productos”.

Desde la compañía se remarca que “un cliente que apueste por Alvic no sólo podrá integrar un cajón SafePay, sino que dispondrá de las mejores soluciones asociadas a este cajón: antes, durante y después de su uso. Y, finalmente, cuando se plantee nuevas mejoras integradas a su sistema, Alvic se las podrá proporcionar”.

Alvic “integra múltiples elementos de las estaciones de servicio: sondas, monolitos, todo tipo de aparato surtido de hidrocarburos, gas, AdBlue, integración con equipos de carga eléctrica; también conexión con múltiples tarjetas profesionales y medios de pago privados y de petrolera, integración de lavados tanto en boxes, túneles o puentes y de diferentes fabricantes… Y un largo etcétera de ejemplos que nos permiten entender el punto de venta y la estación de servicio como un ‘todo en uno”.

foto
Desde Alvic se apunta que “el control total sobre el punto de venta se puede conseguir gracias a la integración con el sistema Alvic Octan Pos, el programa de gestión de ventas de carburante y de tienda”. 

Baja penetración

A pesar de las ventajas que porta este sistema de gestión de efectivo, su presencia en el mercado español de estaciones de servicio es aún bajo. “Existen otros sectores de actividad más maduros en la instalación de este tipo de soluciones, pero confiamos que el sector de estaciones de servicio sea uno de los que más crezca durante los próximos años. De todas formas, vemos que este sector es uno de los más concienciados e implicados en gestionar el efectivo de una forma más eficiente, que haga, que sus negocios sean mucho más rentables”, declara Tomás.

En Alvic coinciden en que “el grado de penetración de Alvic SafePay entre los clientes de la empresa de momento es bajo, pero cada vez crece más. Este tipo de soluciones también van ligadas a crear cultura al respecto y, cómo no, a aceptar unos hábitos de consumo cada vez más habituales, no solo en nuestro sector, sino en el ‘retail’ en general”.

“El perfil medio de los clientes con SafePay suele ser estaciones de servicio abanderadas o independientes, con uno o dos terminales de punto de venta en la línea de caja. Curiosamente”, relata Tomás, “nuestros clientes están situados más a nivel comarcal y en carretera y menos en grandes ciudades como podría esperarse”.

En el continente europeo la multinacional sueca mantiene acuerdos con “algunas de las principales petroleras europeas como Statoil, Shell, Q8”, entre otras. A nivel nacional podríamos decir que SafePay es una de las soluciones con más penetración en el mercado (…) por su gran fiabilidad, potencia y versatilidad de uso”, explica Tomás.

El Sales Area Manager Cash Management de Gunnebo señala que “a nivel europeo está más extendido el uso de este tipo de soluciones debido a una mayor conciencia en higiene, pero sobre todo en seguridad, ya que se tiene muy en cuenta la de los empleados; precisamente ésta es una las principales ventajas que aporta” el sistema, que está presente “en innumerables sectores de actividad que necesitan gestionar su efectivo, farmacias, restauración, panaderías… son algunos de ellos. A nivel nacional, el sector de las farmacias es el principal avalador de nuestras soluciones con más de 300 farmacias en todo el Estado. Otro sector de suma importancia para Gunnebo es el sector de la restauración, con instalaciones tan emblemáticas como toda la estación de Chamartín en Madrid, o diferentes restaurantes en aeropuertos nacionales”.

Las razones por las que las empresas se plantean poner un cajón para gestionar el efectivo principalmente por tres razones, enumera Tomás. “Por seguridad, ya que un negocio maneja diariamente un gran volumen de efectivo y sin la protección adecuada corre graves riesgos de robo o hurto interno. Por eficiencia, los procesos administrativos de la gestión del dinero siempre son molestos y pesados, produciendo descuadres y gran pérdida de tiempo en la contabilización del dinero. Y por control, ya que el departamento financiero tiene el control total del efectivo de sus tiendas, controlando en todo momento el inmovilizado de sus establecimientos y pudiendo gestionar el efectivo más eficientemente”.

Empresas o entidades relacionadas

Alvic | Servicomput, S.A.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.