Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
La instalación vizcaína llevaba parada desde el pasado 25 de diciembre

La refinería de Petronor reanuda su actividad tras registrar un incremento de la demanda

Revista Estaciones de servicio02/04/2012
EESS Digital.- La refinería que Petronor tiene en la localidad vizcaína de Muskiz ha reanudado la producción de combustibles tras detectar un leve repunte de la demanda de los derivados del petróleo. Según han informado a Efe fuentes de la empresa integrada en Repsol, la reanudación de la producción de combustibles ha conllevado la puesta en marcha ayer de la Unidad de Cracking Catalítico en Lecho Fluidificado (FCC), implicada en la producción de gasolinas.

La citada unidad, encargada de transformar el petróleo en productos destilados que son la base para la posterior fabricación de gasolinas y gasóleos, fue parada completamente el pasado 25 de diciembre, por primera vez en la historia de la refinería vizcaína, fundada en 1968.

El motivo aducido entonces por la empresa para adoptar esta decisión fue la reducción experimentada, a causa de la crisis económica, de la demanda de combustibles derivados del petróleo en los mercados español y americano. La puesta en marcha de esta unidad se produce también ante los síntomas de mejora del margen de beneficio en la comercialización de las gasolinas producidas en la planta de Muskiz, indica la compañía en un comunicado.

La reducción de estos márgenes de beneficio provocó que Petronor decidiese también el cierre en enero de la unidad 2 de refino de crudo que tiene la planta de Muzkiz, al ser superiores los costes de producción del combustible que los precios de venta en el mercado. A la parada de la Unidad 2 le siguió, el pasado febrero, la de la Unidad 1, con lo que la producción de la planta de Muzkiz quedó totalmente paralizada durante un tiempo, agregan desde Petronor.

Tras varios meses parada, la reanudación de la producción de la unidad de FCC se realizará inicialmente a bajo rendimiento, hasta que se confirme la consolidación de los márgenes (de beneficio) del refino con una recuperación positiva del mercado.