Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
Emagazines
Estaciones de Servicio

Las gasolineras asturianas ven caer un 20% sus ventas por la mayor presión fiscal

Revista Estaciones de servicio25/04/2016
Asvecar asegura que el mantenimiento del tramo autonómico del impuesto sobre los hidrocarburos en Asturias ha reducido en un 20% las ventas de carburante de las estaciones de servicio asturianas.
foto
El presidente de Asturias, Javier Fernández.

El presidente de la Agrupación Asturiana de Vendedores al por menor de Carburantes y Combustibles (Asvecar), Fernando Villa, asegura que el mantenimiento del tramo autonómico del impuesto sobre los hidrocarburos en el Principado ha provocado que las ventas de carburante de las estaciones de servicio asturianas hayan descendido, en el primer trimestre de este año, un 20%.

Villa aseguró, en declaraciones al diario El Comercio, culpó de esta situación a la política fiscal del Gobierno regional, que perjudica al sector asturiano con respecto a las estaciones de servicio de las comunidades limítrofes. El presidente de Asvecar aseguró que “un autónomo con una furgoneta de reparto gasta en Asturias 500 euros al año más en combustible que en otra región. Un camión pequeño, sin derecho de devolución, unos 1.500 euros más”.

Villa insistió en la necesidad de eliminar el tramo autonómico del impuesto sobre hidrocarburos para frenar al desplome registrado en las ventas y alertó que el descenso de las ventas podrá abocar al cierre de algunas gasolineras “con la consiguiente pérdida de empleo en la región”. En la actualidad, el sector asturiano, apuntó Villa, está formado por unas 200 gasolineras y “da empleo directo a aproximadamente 1.700 personas”.

Asvecar porta datos que corroboran el descenso del consumo de carburantes en Asturias en los últimos cinco años, que se vio reducido en 44.000 toneladas (en 2010 se consumieron en Asturias 484.489 toneladas, mientras que el año pasado la cifra se redujo hasta las 440.720, lo que supone un 9% menos). Desde Asvecar se acusa al Gobierno encabezado por Javier Fernández de ser el reposanble de esta situación debido a sus “ansias de recaudación rápida”.