Etapas en la verificación de la funcionalidad de un envase

Control de calidad en envases para cosmética

Pedro Melgarejo, responsable de Envases de Aimplas

28/05/2014
Es necesario distinguir entre los controles de calidad que miden parámetros del producto cosmético y los que miden parámetros del envase. En función de las características del producto a envasar, el tipo de envase seleccionado y requerimientos de la aplicación es necesario seleccionar que propiedades del envase pueden ser críticas, llevar a cabo controles periódicos para garantizar la calidad y seguridad del producto envasado.

El primer paso en la verificación de la funcionalidad de un envase es definir el tipo de envase y forma de uso (pulverizador, botella, tubo, etc). Posteriormente es necesario definir material de envase relacionándolo con el producto a contener (Ej. para botellas transparentes PET, PVC, PETG, PLA… para botellas no transparentes HDPE, PP, PHA… para frascos transparentes PS, PETG, PC, SAN, PMMA…). Finalmente hay que determinar las propiedades críticas pueden afectar al envase o el producto.

Los factores que determinan la estabilidad de un cosmético: químicos (pH, electrolitos y oxígeno), físicos (Tª, luz, gravedad), microbiológicos (microorganismos y enzimas). Pongamos como ejemplo una loción hidratante. ¿Qué factores influyen en la estabilidad del producto? ¿Condiciones de almacenamiento? ¿Condiciones de transporte? ¿Tiempo de contacto envase-producto? ¿PAO? Todas estas cuestiones nos llevan a pensar la importancia de tener en cuenta por ejemplo la interacción envase-producto (recomendable en todos los envases) estanqueidad y fugas (recomendable en todos los envases en los que haya cierres o juntas) y resistencia al impacto por caída (recomendable en todos los envases).

foto
En los ensayos de compatibilidad química se identifican problemas de funcionalidad en envase o problemas en la calidad del producto envasado causados por adsorción y absorción.

Marcar unas especificaciones concretas para cada propiedad

Es necesario marcar unas especificaciones concretas para cada propiedad (datos históricos) que permitan definir criterios de aceptación (fichas técnicas, especificaciones del cliente/proveedor, datos históricos, legislación). Aspecto muy importante para establecer la actitud de los envases antes de su uso, puesto que un fallo de estos se evidenciaría en el consumidor final, con el consiguiente daño de marca.

Ensayos para el control de la calidad

Los principales ensayos que se realizan sobre envases destinados al sector cosmético son aquellos relacionados con la interacción envase-producto, las propiedades mecánicas, ópticas, dimensionales y la estanqueidad y detección de fugas. En la interacción envase producto se incluyen los ensayos de permeabilidad, compatibilidad química, migración, ensayos sensoriales y transferencia de masa (gases) a través del envase. La permeabilidad de los envases es un factor crítico en la conservación de los productos envasados. Habitualmente, el oxígeno y el vapor de agua son dos de los factores que influyen en la estabilidad de los productos. La elección de un material con una menor permeabilidad al gas crítico para la degradación del alimento envasado permite mejorar la durabilidad del mismo.

En los ensayos de compatibilidad química se identifican problemas de funcionalidad en envase o problemas en la calidad del producto envasado causados por adsorción (incorporación superficial de sustancia envasada al envase) y absorción (incorporación de la sustancia envasada dentro del polímero). Otro tipo de ensayo aconsejable como medida de control del producto cosmético es la migración, Paso de componentes (monómeros, oligómeros, aditivos, etc.) desde la estructura del envase al producto envasado. En aplicaciones cosméticas, la migración específica de algunas sustancias puede causar toxicidad o alergias. Para determinar si el envase puede tener alguna influencia en las características organolépticas del producto (olor, color, etc.)es importante realizar ensayos sensoriales.

Las propiedades mecánicas determinan en gran medida la funcionalidad del envase y su capacidad para proteger el producto de posibles daños mecánicos. Las propiedades concretas a determinar dependerán del tipo de envase de que se trate: botella (compresión, resistencia a impacto por caída libre) o film: tracción, resistencia al rasgado, coeficiente de rozamiento, resistencia a punción, resistencia a impacto por caída de dardo. Si el producto que se va a envasar se degrada por la acción de la luz (en determinadas longitudes de onda), será necesario verificar la transmisión de la luz a través del envase: propiedades ópticas. Es importante determinar propiedades dimensionales para todo tipo de envases (film, cuerpo hueco, tapones, bandejas). La normativa empleada es diferente en función del tipo de envase y la precisión requerida. En cuanto a la estanqueidad y detección de fugas, existe una amplia diversidad de métodos en función del tipo de envase, de la precisión requerida, de la destructividad o no del ensayo, etc. Para tipos de envase concretos, como por ejemplo, bombas dosificadoras para envase, existen otro tipo de ensayos específicos: se ensayan dimensiones, compatibilidad de los componentes, pico de fuerza, número de ciclos de uso, estabilidad funcional de la bomba, fuerza de torque y fugas en cierres de bomba.

Empresas o entidades relacionadas

Instituto Tecnológico del Plástico

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con las condiciones de uso.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Repacar - Asociación Española de Recicladores Recuperadores de Papel y Cartón

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS