Posicionamos su web SEO / SEM

Molecor Tecnología, S.L. - Tuberías y accesorios de plástico

TOM

Tuberías de PVC: para el transporte del agua a presión

Foto de Tuberías de PVC
Las tuberías Tom de PVC orientado (PVC-O) fabricadas por Molecor para el transporte de agua a presión, son una de las opciones más sostenibles debido al menor gasto energético y a la menor producción de CO2 que muestran durante todo su ciclo de vida.

Las ventajas de la tubería Tom de PVC-O para el medioambiente se pueden apreciar durante todas las diferentes fases de su ciclo de desde la producción y el uso, hasta la fase final de reciclaje.

Durante el proceso de fabricación de la tubería Tom de PVC-O, gracias al innovador sistema de fabricación, sólo se consume energía eléctrica, eliminando así la emisión directa de gases a la atmósfera debida a la combustión de combustibles. Este proceso de alta eficiencia energética, característico de Molecor, hace que el consumo energético sea más bajo, y como además se utiliza energía procedente 100% de energías renovables, la contribución al efecto invernadero es inferior comparado con los procesos de producción de otros fabricantes de PVC-O. Durante el proceso de orientación molecular, el PVC es sometido a un estiramiento que produce una estructura laminar en la pared del tubo que mejora de forma importante las propiedades mecánicas de la tubería. Esto comporta también una reducción del espesor de la pared del tubo, por lo que con menor cantidad de materia prima, Molecor consigue un tubo de mayores prestaciones mecánicas y por tanto una optimización de materias primas.

La vida útil de una tubería para el transporte de agua es bastante larga, se considera un periodo de 50 años. En la fase de uso, el consumo de energía más importante se debe al bombeo. Las tuberías de PVC-O Tom tienen una capacidad hidráulica mayor, entre el 15 y el 41% dependiendo del diámetro y el material con que se compare y además las pérdidas de carga son menores debido a la menor rugosidad de su pared interna, todo esto hace que disminuya considerablemente el consumo energético del bombeo.

Las tuberías Tom de PVC-O, gracias a su gran inercia química, permanecen inalteradas durante toda su vida útil, El uso del PVC-O evita la contaminación del agua transportada por la cesión de óxidos o metales disueltos como ocurre en el caso de corrosión de tuberías metálicas. Estos contaminantes del agua, pueden causar un problema de salud pública si superan los parámetros de calidad exigidos para el agua de consumo humano. Esta excelente resistencia química, la hace inalterable a los métodos de desinfección de las redes usados comúnmente y además no favorece el crecimiento de microorganismos. Según esto, se puede decir, que son la herramienta perfecta para la gestión de los recursos hídricos disponibles y que contribuye de forma importante a la sostenibilidad del planeta.

Hay que tener también en cuenta, que el PVC es un material 100% reciclable, por lo que después de haber terminado su “vida” como tubería Tom, el material puede ser reciclado y reutilizado en otras aplicaciones. De esta forma, se reduce el consumo de materias primas y también el volumen de residuos generados.