Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
La tecnología está lista para facilitar procesos electorales diversos y seguros

Tecnología y blockchain para una participación ciudadana segura

Dani Creus, Senior Security Researcher of Global Research & Analyst Team (GReAT), Kaspersky

11/12/2020
Hoy en día, las elecciones tradicionales, en las que miles de personas acuden a los colegios electorales, juntas de accionistas, plenos municipales, etc. puede suponer un problema de salud pública debido a la pandemia de COVID-19.

Afortunadamente, la tecnología está lista para facilitar procesos electorales diversos y seguros que permitan dar continuidad a todo tipo de procesos en los que la votación online puede ser una opción.

foto

Un sistema de votación inclusivo y ciberseguro basado en blockchain

Como ocurre en cualquier proceso de votaciones, existen una serie de requisitos para que la votación online se pueda considerar de confianza y segura: transparencia del proceso, anonimato del votante y confianza de que su voto no será alterado a favor de un candidato u opción que no eligió.

El hecho de utilizar una solución de voto electrónico seguro como Polys asegura de que todas las transacciones (o votos emitidos) se registren, almacenen y cuenten en blockchain, lo que significa que todos los participantes de la red tienen acceso a la copia completa de los datos de la votación y pueden almacenarlos o tener la capacidad de almacenarlos en sus sistemas. De esta forma, si el sistema se corrompe de algún modo se informará inmediatamente a los participantes.

Sin embargo, blockchain por sí solo no puede asegurar el anonimato de los votantes. Por eso, para proteger la elección de los usuarios de los ojos de los demás, se añade una superestructura de criptoalgoritmos que oculta los resultados intermedios encriptándolos.

Uno de los disponibles es el esquema de Shamir. Lo que hace este algoritmo criptográfico es distribuir partes de la clave de descifrado entre varios representantes definidos (por ejemplo, observadores o candidatos) que pueden descifrar los resultados al final de la votación uniendo sus partes de la clave.

Otra opción disponible es una firma ciega que proporciona un método fiable de anonimización. Su éxito está garantizado por algoritmos matemáticos y no depende de la responsabilidad de ningún tercero.

El sistema Polys también tiene una funcionalidad que proporciona pruebas criptográficas de que los boletines se almacenan en blockchain.

El voto online ha llegado para quedarse

Antes de la pandemia, la celebración de elecciones online se valoraba solo como opción para ahorrar tiempo a los votantes evitando las colas o los atascos de tráfico. Pero la votación por Internet requiere inversiones y gastos en personal para ser implementada de manera efectiva, por lo que a menudo resultaba difícil justificar la necesidad de introducir esta opción.

La pandemia es el primer ejemplo de la vida real que viene a demostrar que la votación online es necesaria para mantener los procesos vitales en una situación de crisis. Por ello, es previsible que un número cada vez mayor de organizaciones y gobiernos exploren esta opción cuando volvamos a la normalidad para mitigar este tipo de situaciones en el futuro.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.