Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento
“Estamos consiguiendo que quede registrada cada transacción que se realiza desde el campo hasta el lineal”

Entrevista a Luis Llopis, director de Ventas de Trace One Ibérica

David Pozo23/04/2013
Trace One participó el pasado mes de marzo en la Conferencia Mundial de Seguridad Alimentaria celebrada en Barcelona. Durante este importante evento, la multinacional presentó Booster, una nueva solución que permite gestionar las crisis alimentarias desde su origen, al incorporar al portal de Trace One información de los proveedores de los proveedores, es decir se puede llegar al origen de la cadena de suministro. Hemos analizado pormenorizadamente con Luis Llopis, director de Ventas de Trace One Ibérica, en qué consiste esta solución y en qué términos está trabajando la compañía para conseguir una trazabilidad completa de la cadena.
foto
Luís Llopis, director de Ventas de Trace One Ibérica.

¿En qué consiste Booster, la nueva solución que ha puesto en marcha Trace One?

El gran problema para garantizar la calidad alimentaria es tener la visibilidad completa de toda la cadena de suministro. Hasta ahora hemos estado trabajando con los distribuidores, que a su vez lo hacían con sus proveedores de primer nivel, pero el origen de la producción de los ingredientes quedaba sin un seguimiento. Trace One está trabajando en incorporar a todos los fabricantes de ingredientes básicos, que suministran directamente a la distribución, a esa cadena. Estamos consiguiendo que quede registrada cada transacción que se realiza desde el campo hasta el lineal, de forma que los distribuidores tengan en cada momento la seguridad del origen, no tan solo de los productos que están vendiendo, sino también de los productos que se suministran a sus proveedores. Se puede entender, a grandes trazos, como una gran red social donde sea amplía el espacio de colaboración ya existente entre distribuidor y proveedor, incorporando al fabricante del ingrediente. Esto puede evitar crisis como la vivida recientemente con las trazas de ADN de carne de caballo en vacuno, ya que el distribuidor sabrá también quién provee a su proveedor.

¿El problema radicaba en que en muchas ocasiones había vacíos en la primera parte de la cadena de suministro?

Es muy difícil llegar a ese punto de origen, sobre todo si tenemos en cuenta que en muchos casos se trata de pequeñas y medianas empresas sin infraestructuras técnicas, por lo que informar del origen del producto, ligado a la información del origen del ingrediente con el producto final, resulta complicado. Se trata de un sistema estructurado que permite mantener unida de forma sencilla toda la información, por ejemplo, de la carne a granel con el producto acabado, que puede ser una hamburguesa de cualquier marca en cualquier lineal. Trace One mantenía información del proveedor directo a la distribución, pero no incorporaba la información del fabricante del ingrediente. Ahora sí, y somos la única empresa que lo está haciendo. Todo ello en un entorno de colaboración que registra la información de una forma sencilla todo el proceso de suministro en cada uno de los eslabones de la cadena.

¿Dónde y a qué nivel se ha experimentado ya con este nuevo sistema?

En estos momentos lo estamos lanzando en todo el mundo y en España concretamente estamos comenzando con la gestión comercial para ese nuevo eslabón. La mayoría ya son clientes nuestros, en esa gestión entre distribuidores y fabricantes, y ahora lanzamos las primeras opciones para que los fabricantes incorporen a sus proveedores de ingredientes. En Francia ese proceso estamos realizando un proyecto piloto con 20 empresas de fabricación de productos para la distribución que están incorporando este sistema entre sus proveedores. En España esperamos alcanzar esa misma situación para septiembre.
foto

¿El sistema se irá enriqueciendo según se vaya incorporando más información?

Esa es la clave. No se trata solo de la tecnología, sino que es un sistema incorporado a las transacciones de todos los eslabones de la cadena de suministro. Cuanto más información haya introducida, más datos se podrán cruzar y más completa será la información. Para nosotros, que haya 20 fabricantes que tengan este sistema no garantiza la trazabilidad porque es una parte reducida de toda la cadena de suministro. En el momento en que el sistema se masifique y se pueda dar una visibilidad clara a las autoridades sanitarias de que se dispone de una radiografía del proceso de producción de un país, es cuando el sistema tendrá mucho más valor, aportando una valiosísima información para la creación de sinergias. Actualmente, la carencia de información produce lagunas que generan deficiencias que, aparte de provocar crisis alimentarias, son agujeros por donde se pierden dinero, conocimiento y futuro. Nosotros queremos tapar esos agujeros y poner las bases para que esas pérdidas no se produzcan.

Y a quien más va a favorecer va a ser a la pequeña empresa, que sin los medios de la grande va a tener las mismas ventajas, pero sin su coste. Por lo tanto, y en una situación económica complicada como la actual, se le da capacitación y potenciación a negocios más pequeños, para hacerlos más fiables y puedan ofrecer las mismas garantías, aunque no tengan los medios tecnológicos que las grandes empresas.

Precisamente, porque el consumidor quiere ser cada vez más consciente de qué consume y de donde proviene...

Efectivamente. Queremos proporcionar seguridad y la clave era que todo ello hasta ahora tenía un coste, pero a partir de ahora será nulo, e incluso negativo, porque el sistema al introducir la información en origen hace que sea más eficiente y que se evite que se tenga que reintroducir sucesivas veces a lo largo de toda la cadena de suministro.
foto
Foto: Neil Hoskins.

¿Ha habido alguna reticencia por parte de los proveedores que han de introducir el sistema?

Todos somos conscientes de la necesidad de un sistema como el que propone Trace One, y además el lanzamiento coincide con una demanda del propio sector. En cuanto a la operativa, y al igual que en otros procesos, se debe optimizar e incorporar a la práctica de la empresa, y ello conlleva necesariamente un periodo de adaptación.

¿Cuáles son los próximos pasos para el lanzamiento de Booster en España?

Estamos completando la definición de la solución con el proyecto piloto en Francia, para que la operativa sea lo más sencilla posible, porque aunque tengamos cierta experiencia e información, aún se puede mejorar. En España nos beneficiaremos de toda esa información de producto, y tras unos cuatro meses de gestión comercial, esperamos iniciar tras el verano la solución también en forma de proyecto piloto, con el objetivo que esté totalmente desarrollado de cara a 2014.

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Exposólidos

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS