Marcas, identidad, comunicación, formación: Gestión integral de la comunicación y el conocimiento

Kyocera y la certificación Blue Angel endurecen sus exigencias medioambientales

28/02/2005

Además de la protección del medio ambiente se premia el ahorro de energía y reducción emisiones químicas y sonoras.

Tanto Kyocera, empresa fabricante de impresoras, como la certificación medioambiental alemana Blue Angel han decidido endurecer los criterios de protección del medio ambiente. La etiqueta Blue Angel es uno de los distintivos más prestigiosos para productos ecológicos, se ha endurecido recientemente.
En la actualidad el reciclaje y la recogida de papel se han popularizado y ahora se premian otros criterios como la reducción de emisiones químicas y sonoras, ahorro de energía y proporcionar información a los usuarios sobre aspectos ecológicos, son algunas de las premisas que se han incorporado en el catálogo Blue Angel.. Además, a parte de la protección medioambiental se tiene en cuenta el cuidado de la salud de los usuarios.

Kyocera, que fue el primer fabricante de la industria de las impresoras que consiguió el Premio Blue Angel en 1996 y las impresoras láser Kyocera FS-1020D, FS-1920 y FS-3820/FS-3830 disponen de este reconocimiento. En este sentido, las líneas de investigación de la empresa se centran no sólo en conseguir dispositivos de gestión de documentos más avanzados, sino también en el respeto por el medio ambiente. Así, Kyocera es pionero en conseguir la tecnología sin cartuchos (Ecosys) que usa componentes de larga duración y un único consumible, el tóner, que reduce significativamente los residuos y el coste de los consumibles.

La certificación alemana Blue Angel se creó en 1978 y es el primer sello medioambiental constituido en el mundo. Desde entonces, alrededor de 3.800 productos y servicios disponen de esta certificación ecológica.

Empresas o entidades relacionadas

Kyocera Document Solutions España, S.L.