La protección del entorno y el ahorro no son factores excluyentes

Las siete ventajas inmutables de la impresión respetuosa con el medio ambiente

Brian Wolfenden, Director de Comunicaciones de Marketing de Presstek15/02/2008

15 de febrero de 2008

La tendencia a adoptar prácticas empresariales respetuosas con el medio ambiente está en pleno auge. Durante décadas, ‘ecológico’ ha sido una metáfora de ‘normativa gubernamental’ en el mundo de los negocios, y en muchas industrias la única forma de coaccionar a determinadas empresas para que adopten prácticas ecológicas es a través de incentivos y penalizaciones. Ahora, las empresas de numerosos sectores están descubriendo que las prácticas y los productos ecológicos pueden abrirles la puerta a nuevas oportunidades y mercados.
En la industria de la impresión actual, el término ‘ecológico’ no está tan relacionado con las regulaciones gubernamentales sino con la posibilidad de ser más competitivo en un mercado cada vez más difícil. Para los impresores, el hecho de adoptar prácticas respetuosas con el medio ambiente supone una oportunidad competitiva para reducir los gastos derivados de químicos, aumentar los beneficios generales y tener una forma de diferenciar su negocio.

La industria de la impresión constituye un excelente ejemplo de cómo los productos que respetan el medio ambiente presentan ventajas, algo especialmente cierto en el caso de la adopción de soluciones de impresión sin químicos. Los impresores que incorporan estas tecnologías logran una ventaja competitiva a través de la reducción de gastos, mejoras en la calidad y la productividad, una mayor rentabilidad y el acceso a mercados nuevos y en expansión. En pocas palabras, gracias a las soluciones de impresión sostenibles actuales los impresores pueden ser más capaces, rentables y competitivos.

El cambio a la producción de planchas sin químicos presenta varias ventajas, algunas más evidentes que otras. Convertirse en un impresor ecológico no es sinónimo de subirse al tren ‘verde’, sino que se trata de una estrategia de negocio sólida. Las siguientes siete ventajas inmutables reflejan el éxito que pueden lograr las empresas al adoptar prácticas de impresión sostenibles.

foto
El modelo Presstek 52DI utiliza un 50% menos de espacio que una máquina a cuatricromía convencional de 52 cm.

1. Reducción de gastos

La eliminación de los productos químicos derivados de la producción de planchas es fundamental para acercarse al objetivo de la impresión ecológica, además de ser la clave para reducir gastos. En todo el mundo se estima que cada año se consumen más de 117 millones de litros de químicos para planchas de impresión1, y los químicos pueden suponer hasta el 30 por ciento del gasto de una plancha, aunque que los gastos indirectos pueden hacer que ese porcentaje sea mucho mayor2. Estos gastos, a menudo subestimados, incluyen el mantenimiento de la procesadora, los gastos inmobiliarios del espacio de la planta y los gastos derivados del laboratorio de control de proceso.

2. Aumento de la productividad

Además de apelar a la responsabilidad medioambiental, la mejor forma de alcanzar los objetivos del negocio del cliente es a través de la insolación sin químicos. La producción de planchas sin químicos proporciona un elevado nivel de coherencia mediante un proceso más predecible, que reduce las variables de la producción derivadas del procesamiento basado en químicos. Algunos procesos digitales de producción de planchas sin químicos utilizan un proceso térmico por el que el calor del láser expone las planchas, eliminando las demás fases del flujo de trabajo que exigen las planchas litográficas reveladas con químicos. Las unidades CTP realmente libres de químicos solamente requieren un simple enjuague con agua, eliminando así los procesos que implica la producción de planchas tradicional, como el horneado, el procesado de la imagen y el engomado.
Convertirse en un impresor ecológico no es sinónimo de subirse al tren ‘verde’, sino que se trata de una estrategia de negocio sólida
Las soluciones para offset digital Direct Imaging (DI) llevan este proceso un paso más allá, automatizando las funciones de la máquina de imprimir e incluyendo la producción de planchas en la propia máquina. Estas máquinas offset, altamente automatizadas y fáciles de usar, exigen menos tiempo del operario para su funcionamiento y mantenimiento, por lo que se reducen los gastos de mano de obra y se libera tiempo del personal de preimpresión e impresión. También permiten que operarios menos cualificados puedan producir impresos de calidad superior, generando una mayor eficiencia y ventajas comerciales para los impresores que adopten estas tecnologías sin químicos.

Además, algunas de las máquinas DI son equipos offset de pliegos sin agua, lo que mejora aún más su capacidad de proporcionar impresión en color de alta calidad de una forma ecológica y rentable, con plazos de entrega muy ajustados.

3. Reducción de COV

Las emisiones de compuestos orgánicos volátiles (COV) se han asociado a la disminución de la capa de ozono de la Tierra, contribuyendo así al calentamiento global. El diseño de las máquinas DI sin agua elimina la que suele ser la mayor proporción de emisiones de COV: las soluciones de lavado de máquinas y cauchos de base solvente. Estas ventajas, sumadas a la exposición térmica sin químicos y a las funciones de limpieza de tinta automáticas, logran reducir las emisiones de COV hasta el 90 por ciento.
foto
Las soluciones para offset digital Direct Imaging (DI) automatizan las funciones de impresora e incluyen la producción de planchas en la propia máquina.

4. Aumento del uso económico del espacio

Las máquinas de impresión offset digital integran producción de planchas e impresión en un solo dispositivo compacto. El ahorro de espacio de las máquinas DI permite hacer un uso más productivo y eficiente del espacio del taller. Por ejemplo, el modelo Presstek 52DI utiliza un 50 por ciento menos de espacio en comparación con una máquina a cuatricromía convencional de 52 centímetros, con una insoladora y una procesadora asociadas.

Además, la impresión bajo demanda también permite ahorrar espacio de almacenamiento. Los clientes ya no se ven obligados a encargar más de 10.000 copias para obtener un precio ventajoso. La máquina DI es rentable para la impresión en color de alta calidad en longitudes de tirada comprendidas entre las 250 y las 10.000 impresiones. De este modo, los consumidores pueden solicitar la cantidad exacta que necesiten para su proyecto, reduciendo drásticamente el espacio en planta necesario para el inventario de material impreso, lo que también redunda en un ahorro del desperdicio asociado con la eliminación de material no usado. Las máquinas DI y los sistemas CTP sin químicos también eliminan la necesidad de espacio para almacenar químicos. Todas estas eficiencias contribuyen a reducir el espacio necesario para imprimir, y se traducen en un ahorro económico y en un aumento de las capacidades de los impresores que las adoptan.

5. Conservación de agua

La impresión offset convencional requiere agua para procesar las planchas y para el sistema de mojado de la máquina de impresión. Las máquinas DI de offset seco no utilizan agua, por lo que desaparece el agua residual con contenido de químicos asociada con la impresión offset convencional. El informe de Naciones Unidas de agosto de 2006 titulado ‘Afrontar la escasez de agua’ habla de la importancia de mantener y preservar nuestro suministro de agua y estima que en el año 2025 alrededor de 1.800 millones de personas vivirán en países o regiones con total escasez de agua si su consumo se mantiene al ritmo actual.
foto
Las unidades CTP libres de químicos solamente requieren un simple enjuague con agua, eliminando así los procesos como el horneado, el procesado de la imagen y el engomado.

6. Reducción del desperdicio de papel

Algunos propietarios de máquinas offset que incorporan sistemas de producción de planchas sin químicos han registrado una reducción del 90 por ciento en la maculatura de arranque (por ejemplo, pasaron de 250 hojas a 25 hojas). Se puede lograr una reducción adicional mediante el control de las variables más importantes del proceso de impresión, incluido el equilibrio tinta/agua y la transferencia de la hoja. El proceso sin agua del sistema Presstek DI permite lograr el color deseado en la máquina más rápidamente, produciendo colores vendibles en tan sólo 20 hojas, y manteniendo la constancia durante toda la tirada. Gracias a la reducción del desperdicio de papel, los impresores pueden mejorar sus márgenes y ofrecer trabajos a un precio menor, mejorando su competitividad.

Según el informe de la PIA/GATF ‘Navigating Print Markets in 2007–2008’, el coste del papel puede suponer el 22 por ciento de la cifra de negocio de un impresor. En consecuencia, la reducción del desperdicio de papel tiene un efecto positivo inmediato sobre la rentabilidad de una imprenta.

La industria de la impresión constituye un excelente ejemplo de cómo los productos que respetan el medio ambiente presentan ventajas

7. Acceso a nuevos mercados y clientes

Empleando procesos libres de químicos como CTP y DI, los impresores pueden cumplir los requisitos y preocupaciones de los compradores. Los clientes concienciados sobre el medio ambiente tienen más probabilidades de dirigirse a impresores ecológicos. Los proveedores de impresión que impriman con sistemas DI pueden diferenciarse más fácilmente en el mercado, no sólo mediante una impresión en color de alta calidad, un amplio abanico de opciones de soportes, plazos de entrega rápidos y eficiencias desde el punto de vista de los gastos; sino también ofreciendo servicios de impresión respetuosos con el medio ambiente.
Notas:

1 Según información recopilada por John Zarwan, J Zarwan Partners, 2007

2 CTP Plate Making: ‘Understanding the Real Costs’, John Zarwan, J Zarwan Partners

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Smagua 2017SIGA IFEMA

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS