Informe de COAG sobre el relevo generacional en el campo

El campo es de los mayores, pero menos

Redacción Interempresas14/05/2013
Cuántas veces habremos escuchado la frase 'hijo, tú estudia, que el campo no da dinero'. Durante los últimos treinta años el campo español ha ido envejeciendo progresivamente hasta tal punto que, hace tan solo tres años, por cada agricultor menor de 35 años había diez con más de 55 años de edad. Pero mira por donde, la tan temida crisis puede tener también algún aspecto positivo. Con un paro juvenil que supera el 50%, muchos jóvenes se están replanteando su futuro, y lo que antes era un 'no' rotundo al campo, ahora se está convirtiendo en un ¿y por qué no? 'Mamá, quiero ser agricultor' es el estudio publicado por COAG en el que se analiza el relevo generacional en el campo, clave estratégica para la seguridad alimentaria, el empleo y el desarrollo rural sostenible.
foto

Análisis de situación

El contexto demográfico del sector agrario demuestra la urgencia y necesidad de una ambiciosa política de relevo generacional a nivel europeo y estatal. En el año 2010, según datos de la Comisión Europea, solamente el 5,3% de los agricultores españoles se encontraban por debajo de los 35 años de edad, mientras el 56,3% sobrepasaba los 55 años. Es decir, tenemos 10 agricultores mayores de 55 años por cada agricultor menor de 35 años.

Analizando los datos del FEGA, relativos a las ayudas directas percibidas por los agricultores y ganaderos en el ejercicio 2012, solamente el 3,4% de los beneficiarios tienen menos de 35 años mientras el 63,4% de los perceptores tienen 55 años o más.

foto
foto
Distribución de las ayudas directas en el ejercicio 2012. Número de perceptores e importes percibidos, según edad y sexo. Fuente: FEGA.
Esta situación se reproduce de forma similar en el conjunto de la Unión Europea, ya que según Eurostat, uno de cada tres jefes de explotación tiene más de 65 años (4,5 millones de agricultores) y, en consecuencia, muchos de ellos se jubilarán próximamente.

Incorporación de jóvenes al campo

La alta tasa de paro juvenil (57%), la ausencia de alternativas laborales en las zonas rurales y el potencial de crecimiento del sector agroalimentario español, ha provocado que en el último año aumenten un 79% las solicitudes de incorporación de jóvenes al sector agrario.
La Tabla 1 muestra el número de solicitudes de ayuda a la primera instalación de jóvenes que quieren incorporarse al sector agrario. Debido a las dificultades presupuestarias de las Administraciones, no se están cubriendo en su totalidad estas peticiones y también se están produciendo demoras en las resoluciones definitivas. En algunos casos se adeudan cantidades ya concedidas a los agricultores jóvenes instalados. Conviene resaltar, no obstante, el crecimiento espectacular del volumen de solicitudes en el último año, lo que demuestra un interés sin precedentes para acceder a la profesión de agricultor y ganadero.
foto
Tabla1: Solicitud de incorporación de jóvenes al sector agrario. Euskadi y Navarra no abrieron línea de primera instalación en 2012 y Castilla-La Mancha no ha publicado todavía sus datos oficiales de 2012. Fuente: A partir de datos de las Consejerías de Agricultura de las CC AA y de las Uniones Territoriales de COAG.
Según el estudio de campo 'Juventud Agraria, en busca de una nueva identidad profesional', elaborado por Juventudes Agrarias de COAG, en colaboración con la Confederación de Mujeres del Medio Rural (Ceres) y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, más de la mitad de los jóvenes agricultores (53%) trabajan en la actualidad por cuenta propia, seguido de un 32% que lo hace para el negocio o explotación familiar. La figura de ayuda familiar queda reducida a un 5%. La incorporación se sigue produciendo a través de los propios familiares (70%) o por iniciativa propia como emprendedor (30%).
foto
Años incorporado a la actividad agraria. Fuente: COAG, a partir de datos de campo del estudio 'Mujeres y jóvenes: en busca de una nueva identidad profesional'.

Percepción de la situación laboral

La cercanía del puesto de trabajo, la independencia que existe para tomar decisiones, las relaciones entre compañeros o el tipo de actividad son las respuestas que mayor grado de satisfacción ofrecen cuando se les pregunta por la percepción de su trabajo. Por el contrario, la rentabilidad económica y el reducido margen para compaginar el trabajo con otras actividades ofrecen escasa satisfacción. No obstante el nivel de satisfacción general es bueno.
foto
Nivel de satisfacción con diferentes aspectos de su trabajo. Fuente: COAG, a partir de datos de campo del estudio 'Mujeres y jóvenes: en busca de una nueva identidad profesional'.
En cuanto al tipo de producción, el 82% de los jóvenes agricultores produce de manera convencional, frente al 18% que lo hace en ecológico. Se produce un ligero aumento de la producción ecológica cuando es realizada por mujeres (20% ecológico).

Las explotaciones regentadas por jóvenes cuentan con una media de 1,85 trabajadores. Un 39% de las explotaciones cuenta con un trabajador, un 25% tiene hasta 2 trabajadores, el 20% hasta 4, el 12% hasta 10 y un 3% tiene más de 10 personas contratadas.

Reforma de la PAC

- Agricultor activo: Cuando se ponga en marcha la próxima reforma de la PAC solamente los agricultores activos podrán ser beneficiarios de las ayudas directas. Se pretende que la definición de agricultor activo sea equivalente a la de agricultor profesional y posibilite que todos aquellos perceptores de ayudas sin actividad real dejen paso a los agricultores jóvenes. Hay que conseguir que en España sea normal lo que ya lo es en otros países de nuestro entorno, como Francia y Alemania, dónde perciben ayudas, exclusivamente los agricultores con actividad real.

- Asignación de las nuevas ayudas directas: Rechazo del modelo actual de ayudas desacopladas, basado en referencias históricas, concedidas de forma indiscriminada a casi un millón de solicitantes. Estos beneficiarios son mayoritariamente no profesionales, por lo que se solicita que las ayudas se reorienten hacia el activo, entendido como profesional de la agricultura y la ganadería. En cuanto a la asignación de las nuevas ayudas directas, se entiende prioritaria la aplicación de una regionalización basada en criterios agronómicos, económicos, sociales y productivos en España. Esta asignación debe estar orientada a garantizar la viabilidad económica y el mantenimiento del potencial productivo de todos los sectores agrícolas y ganaderos y de los diversos territorios y sistemas de producción y no a consolidar el actual reparto basado en referencias históricas.

- Pago a los agricultores jóvenes: Se pide que este pago sea de aplicación obligatoria y no voluntaria para todos los Estados Miembros dentro del primer pilar de la PAC. Lo que resulta contradictorio es que esto se haga a partir de unos recursos menguantes, que se pretende reducir en hasta un 2% adicional al conjunto de los agricultores. Se solicita una dotación adicional, porque el conjunto de los agricultores ya están viendo reducirse la partida presupuestaria que les corresponde.

Propuestas realizadas por COAG

Según datos del Consejo Europeo de Jóvenes Agricultores (CEJA), cada joven que se incorpora a la agricultura genera 8 puestos de trabajo indirectos en el medio rural. Este dato es de una importancia fundamental, dada la situación de grave crisis económica e inaceptable tasa de desempleo que estamos sufriendo en España.

Nuestro país dispone de un gran potencial agrario en muchos sectores en los que todavía somos deficitarios como la leche, los cereales, el azúcar, las oleaginosas, etc. Pero también existe margen de desarrollo y mejora en sectores tradicionalmente exportadores con gran proyección en los mercados internacionales: frutas y hortalizas, vino, aceite, porcino, etc. Sin embargo, la baja proporción de jóvenes al frente de las explotaciones agrarias supone una grave amenaza para la viabilidad de las mismas en el futuro, ya que nuestras explotaciones presentan carencias estructurales que deben ser afrontadas principalmente por las jóvenes generaciones: innovación, diversificación, tecnología, gestión, técnicas de valorización de los productos, etc. Sin embargo, los jóvenes que se hacen cargo de explotaciones se enfrentan a una situación de incertidumbre sobre el futuro de la agricultura y la ganadería, que se ve agravada por importantes problemas sociales y estructurales. Además soportan barreras de entrada a la actividad como el acceso a la tierra y al crédito, la dificultad de predecir los resultados y la baja rentabilidad.

foto
COAG consideera que no se puede abandonar el sector agrario, porque supondría la deslocalización de la producción y la entrada en dependencia alimentaria. Representa un potencial productivo generador de riqueza y empleo. Además, si cae la agricultura, cae la población en el medio rural. Ante el estallido de las burbujas inmobiliaria, energética y financiera, la sociedad está volviendo la vista hacia los sectores de la economía real. La agricultura es una realidad incuestionable y tiene potencial para contribuir al desarrollo de nuestro país porque es el eslabón básico de una cadena que incluye a la industria agroalimentaria, al comercio, a la hostelería e incluso al turismo y la gastronomía. Su impacto sobre el PIB va mucho más allá de la mera producción de alimentos y materias primas. Para ello se necesita a los jóvenes en el marco de un modelo social de agricultura que incluya la regulación y estabilización de los mercados agrarios y una nueva orientación de las ayudas directas.
Políticas de Estado

- Medida de apoyo a la instalación de jóvenes: En la nueva Programación de Desarrollo Rural 2014-2020, las administraciones debe incluir como prioritaria la medida de apoyo a la instalación de agricultores jóvenes en todo el territorio del Estado. El objetivo debe ser cubrir la demanda creciente de instalaciones en el sector agrario por parte de los jóvenes e incorporar al mayor número posible de los mismos. No podemos dejar pasar la oportunidad que presentan las crecientes vocaciones para rejuvenecer nuestro sector agrario.

- Mejora de la coordinación con otras medidas de desarrollo rural aplicables a los agricultores jóvenes: Si bien la principal medida de desarrollo rural para os agricultores jóvenes es la ayuda a la instalación, otras medidas a las que pueden acogerse resultan también muy importantes. Se trataría de conseguir las mayores sinergias posibles para una mayor efectividad. Entre estas medidas resultan muy interesantes las relacionadas con el asesoramiento a las explotaciones, las medidas agroambientales, la innovación, la formación, etc.

- Incentivos para el acceso a la vivienda de los agricultores jóvenes que viven en el medio rural.

- Establecimiento de beneficios fiscales para los jóvenes que se incorporen a la actividad agraria.

- Incentivos para fomentar la contratación de trabajadores por parte de agricultores jóvenes.

- Líneas específicas de financiación para jóvenes profesionales y autónomos del campo, facilitando el crédito, de forma especial, a través de mecanismos públicos.

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Cimag abanca gandAgro 26-28 enero 2017Figan 2017- Fima Ganadera - 13ª Feria internacional para la producción animal 28 - 31 de marzo Zaragoza (España)Sima - Salón mundial de proveedores de agricultura y ganadería 26 febrero - 2 marzo 2017 - París Nord Vllepinte - Francia- Solicite su pase visitanteAgroexpo Feria Internacional del 25 al 28 de enero de 2017- Don Benito BadajozJornadas Interempresas - Transfiriendo conocimiento - Próximos eventosTecnovid 10º Salón internacional de técnicas y equipos para viticultura 14-17/ 02/2017 Zaragoza14 Symposium Nacional de Sanidad Vegetal - 25-26 y 27 de Enero, Sevilla 2017

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS