Doing business in Spain? Interempresas Media is the key
“Las medidas preventivas evitan costes y horas de trabajo para retirar un motor averiado, desmontarlo, localizar el problema, repararlo, montarlo de nuevo y reinstalarlo en la aeronave”

Entrevista a Tim Zeigler, Strategic Account Manager de JPB Système

Redacción Interempresas23/06/2020

Ya sea por la necesidad constante de anticipar y de satisfacer los requisitos de los clientes, de seguir el ritmo de las transformaciones tecnológicas o de gestionar situaciones imprevistas, operar hoy día en el sector aeroespacial plantea una serie de retos para los fabricantes de equipos originales (OEM). En esta entrevista en exclusiva, Tim Zeigler, director de ventas en JPB Système, empresa proveedora de soluciones tecnológicas para la industria aeroespacial, nos da su opinión desde la perspectiva de su propia empresa.

¿Cuáles son los principales desafíos que ha observado en la industria durante los últimos diez años?

Uno de los aspectos que me parecen más destacados está en la dificultad que suele tener la cadena de suministro para estar al día de las demandas de los fabricantes OEM, surgidas de los avances tecnológicos y de los requisitos de contar con tecnologías inteligentes en la aeronave. La evolución de los sistemas de software y la aviónica avanzada son algunas de las innovaciones más destacadas que hemos observado en los últimos años.

Para poder seguir el ritmo de las transformaciones con la innovación en los materiales se necesita maquinaria más avanzada y una mayor automatización. Hay muchas empresas que no disponen de suficiente músculo financiero para invertir, así que para estas empresas no suele ser fácil seguir el ritmo de los avances tecnológicos y satisfacer las exigencias de la cadena de suministro.

Además, estamos asistiendo al impacto sostenido de algunas tecnologías recientes que se ejecutan junto a los procesos de fabricación (de hecho, en algunas aplicaciones sustituyen a la fabricación tradicional): un buen ejemplo de esto es la fabricación aditiva o la impresión 3D. Lo cierto es que, cuando hablamos de la fabricación de una pieza crítica para un avión, todos debemos prestar más atención. Uno de los problemas actuales con las turbinas es que las empresas siguen tratando de verificar, especificar e investigar los materiales para ver si son capaces de soportar las mismas condiciones que un metal forjado o de barra.

Asimismo, las empresas del sector aeroespacial, ya sean de tipo comercial o militar, están invirtiendo una cantidad ingente de recursos para actualizar sus flotas obsoletas. Esto ha permitido innovar en nuevos sistemas y motores capaces de reducir el ruido y optimizar la eficiencia en el consumo de combustible (en este último caso, entre un 20 y un 35%).

foto
“Fabricar con criterios de Industria 4.0 nos permite afrontar el incremento de personalización y los calendarios de entrega cada vez más ajustados”, explica Tim Zeigler, Strategic Account Manager de JPB Système.

¿De qué manera se han transformado los requisitos y las expectativas de los clientes en los últimos años?

Todos los clientes aspiran a trabajar con una excelente cadena de suministro que sea capaz de satisfacer sus necesidades y expectativas con entregas puntuales y libres de errores. Mejor aún: estas necesidades deben ser resueltas por empresas creadoras de soluciones innovadoras que les ayuden, en su condición de clientes, a desarrollar mejores productos.

La consecuencia es que hemos asistido a un notable incremento de la personalización y los calendarios de entrega lo que, a su vez, ejerce mucha más presión sobre empresas como JPB Système. Teniendo en cuenta estos factores, hemos invertido en hacer realidad la auténtica fabricación con criterios de Industria 4.0. Ahora mismo, no creo que existan muchas empresas que lo estén haciendo así. Eso equivale a instalar los avances tecnológicos más recientes para incorporar una producción en línea totalmente automatizada, en la que las máquinas puedan medir la pieza, hacer sus propias correcciones o incluso modificar las herramientas, garantizando en todo momento la adecuación del producto a los requisitos de calidad exigidos. Básicamente, pienso que es fundamental que las empresas que quieran seguir siendo competitivas adopten procesos de fabricación y tecnologías más inteligentes.

foto

JPB Système ha invertido en hacer realidad la fábrica 4.0, lo que equivale a instalar los avances tecnológicos más recientes para incorporar una producción en línea totalmente automatizada.

¿Qué piensa acerca del avance imparable hacia el avión eléctrico como alternativa al motor a reacción y de las implicaciones que este cambio puede tener en la industria?

Todavía es pronto para decirlo; ahora mismo, la tecnología no está lo suficientemente desarrollada como para ser viable en aviones comerciales o de carga. En mi opinión, a menos que muy pronto surja una tecnología de la nada, es probable que pasen entre 10 y 15 años para que veamos vehículos de pasajeros eléctricos parecidos a los de Eviation y otros operando un servicio integral. De hecho, si nos fijamos es una situación muy parecida a la del coche eléctrico, donde todo sigue dependiendo en buena medida de la duración de la batería.

Desde nuestra perspectiva, si una de estas empresas tiene una necesidad técnica que puede ser resuelta por nuestra propia tecnología, o ser desarrollada a tal efecto, por supuesto estaríamos preparados para dar respuesta a esa exigencia.

¿Cómo influyen en su calendario de desarrollo la transición hacia la Industria 4.0 y el concepto de ‘fabricación inteligente’?

Nos afecta muchísimo y es muy importante para una empresa como la nuestra que desarrolla soluciones adaptadas a las necesidades de los clientes. Después, estos clientes deben evaluar el valor de algo que, durante las fases de ensamblaje e inspección, permitirá verificar y garantizar que las piezas responden a las expectativas en términos de seguridad, precisión y rendimiento. Es decir, adoptar medidas preventivas para evitar problemas a posteriori.

La alternativa: gastar cientos de miles de dólares y muchas horas de trabajo para retirar un motor averiado, desmontarlo, localizar el problema, repararlo, montarlo de nuevo y reinstalarlo en la aeronave. Se hace evidente el valor de la innovación, que hubiese sido capaz de prevenir una eventualidad no deseada de este tipo.

foto
Hoy, en las plantas de la empresa, las máquinas pueden medir la pieza, hacer sus propias correcciones o incluso modificar las herramientas, garantizando en todo momento la adecuación del producto a los requisitos de calidad exigidos.

¿Cuáles son los principales retos que afrontan empresas como JPB Système y cuál es su estrategia para superarlos?

Trabajamos con la previsión de un crecimiento anual sostenido de alrededor del 33% o más; eso va a requerir la incorporación de profesionales altamente cualificados que sean capaces de operar con los modernos entornos de tecnología inteligente que he descrito anteriormente. Nuestros directivos visitan periódicamente escuelas y universidades y también organizan visitas a nuestras instalaciones, con el objetivo de captar el interés de los estudiantes de desarrollar su carrera profesional en este sector. Además, colaboramos estrechamente con escuelas de ‘segunda oportunidad’ y centros de ingeniería para ofrecer programas de prácticas a los estudiantes. Nuestra planta en Polonia se encuentra en una ubicación estratégica que aprovecha la presencia de una mano de obra altamente cualificada y que nos ofrece la capacidad adicional de suministrar con exactitud los mismos procesos: los de fabricación de la Industria 4.0 y una planta dedicada al I+D.

Otro de los retos que debe enfrentar una empresa como la nuestra es el de mantenerse a la vanguardia a la hora de satisfacer las necesidades de los clientes. En lo que respecta a JPB Système, reinyectamos entre el 10 y el 15% de nuestros ingresos netos a las actividades de I+D. Organizamos reuniones periódicas del tipo ‘lunch and learn’ con clientes actuales y futuros para asesorarles y analizar con los ingenieros los problemas que están teniendo, dar forma a nuevas ideas y desarrollar innovaciones concretas para resolverlos.

foto

Para Zeigler, “es fundamental que las empresas que quieran seguir siendo competitivas adopten procesos de fabricación y tecnologías más inteligentes”.

Lograr una tasa de crecimiento anual del 33% no está al alcance de todos. ¿A qué lo atribuye? ¿Cómo ha logrado mantener su posición en el sector?

Pienso que todo se remonta a la primera generación de nuestros productos de cierres inalámbricos que fueron introducidos como una mejora de seguridad innovadora y económica y que encajaba con las necesidades de nuestros principales fabricantes OEM. Ese fue un momento crítico en nuestra empresa, ya que nos dio la oportunidad de establecer relaciones sólidas con los ingenieros de los fabricantes OEM, ganarnos su respeto y su confianza y convertirnos en proveedor de soluciones.

Más adelante, a raíz de la evolución de nuestros productos y el desarrollo de soluciones nuevas, detectamos en nuestros clientes una gran receptividad hacia nuestras propuestas. Además, el ritmo de desarrollo en JPB Système ha ido evolucionando en paralelo al de los clientes; eso nos permite ofrecer soluciones que ya habíamos inventado, readaptarlas e implementarlas en los motores o en las estructuras principales.

De cara al futuro, ¿detecta oportunidades de extender su catálogo de soluciones más allá del sector aeroespacial?

Por supuesto, aunque seguimos ampliando nuestro ámbito de actuación en el sector aeroespacial, por ejemplo, en los sistemas operativos de los aviones como el tren de aterrizaje y los sistemas hidráulicos o neumáticos.

Más allá de eso, estamos prestando atención a otros sectores que podrían encajar con algunos de nuestros productos más emblemáticos, como los enchufes de boroscopio y el dispositivo de cierre automático Lulylok. Para estas dos soluciones en concreto, estamos detectando interés en el mercado energético (por ejemplo, entre fabricantes de turbinas de motor para la generación de energía eléctrica). Además, pienso que hay algunos ámbitos en el sector de la movilidad (por ejemplo, el ferrocarril) donde los operadores de material rodante pueden tener interés en nuestras soluciones, aunque esto todavía está por ver.

¿Cómo mantiene las eficiencias en la cadena de suministro?

En primer lugar, el hecho de tener plantas duplicadas en Francia y Polonia (exactamente con los mismos procesos de la Industria 4.0), nos garantiza que, si es necesario, una planta pueda compensar el exceso de demanda de la otra. Además, nuestra planta en Polonia ha sido instalada deliberadamente en una zona con una gran densidad de empresas del sector aeroespacial; eso nos permite asegurar el suministro de soluciones económicas y sin errores a los clientes que trabajan muy cerca de dicha planta.

Asimismo, para nuestros proveedores externos contamos con un respaldo de dos fuentes distintas en caso de que se produzca algún problema de suministro; más allá de esto, para las piezas no críticas llevamos tiempo trabajando con otros proveedores que nos pueden suministrar los artículos que necesitamos.

foto
Hoy en JPB Système prestan también atención a otros productos como los enchufes de boroscopio y el dispositivo de cierre automático Lulylok (en la imagen) con especial interés en el mercado energético.

Por último, no podemos dejar de mencionar las turbulencias que ha ocasionado al mundo la pandemia de la COVID-19. ¿Cree que tendrá algún tipo de repercusión en su sector?

Evidentemente, esperamos que más pronto que tarde vayamos dejando este tema atrás, pero salvo que se produzca una escalada de proporciones gigantescas de la pandemia más allá de los niveles actuales, creo que la industria aeroespacial capeará el temporal. Los grandes fabricantes son evidentemente rentables; con las ayudas públicas que van a recibir para abordar esta situación, entiendo que es lo suficientemente sólida como para superar esta crisis sin demasiados daños.

Por lo que respecta a nuestra propia empresa, hemos implementado como muchas otras todas las medidas necesarias (teletrabajo siempre que sea posible y distancia física de los operarios de producción para que la fabricación no se detenga).

En última instancia, por malo que sea el coronavirus, las consecuencias que tenga en la industria serán probablemente efímeras y la recuperación será rápida. No obstante, la prosperidad y la supervivencia a largo plazo de cualquier empresa dependerá de su capacidad de inversión y de estar a la vanguardia de los requisitos tecnológicos de sus clientes.

Comentarios al artículo/noticia

Nuevo comentario

Atención

Los comentarios son la opinión de los usuarios y no la del portal. No se admiten comentarios insultantes, racistas o contrarios a las leyes vigentes. No se publicarán comentarios que no tengan relación con la noticia/artículo, o que no cumplan con el Aviso legal y la Política de Protección de Datos.

Advertencias Legales e Información básica sobre Protección de Datos Personales:
Responsable del Tratamiento de sus datos Personales: Interempresas Media, S.L.U. Finalidades: Gestionar el contacto con Ud. Conservación: Conservaremos sus datos mientras dure la relación con Ud., seguidamente se guardarán, debidamente bloqueados. Derechos: Puede ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad y los de limitación u oposición al tratamiento, y contactar con el DPD por medio de lopd@interempresas.net. Si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente, puede presentar una reclamación ante la AEPD.

VÍDEOS DESTACADOS

TOP PRODUCTS

ENLACES DESTACADOS

Aeromat Toulouse 1 - 3 Décembre 2020Aerospace Sevilla 2021 del 2 - 4 de febrero de 2021

ÚLTIMAS NOTICIAS

OPINIÓN

OTRAS SECCIONES

SERVICIOS